martes 23 de julio de 2024

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a Motivar. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Conmemoración

Día de la Avicultura: una cadena productiva de valor estratégico para la Argentina

El Senasa aprovechó la fecha para recordar las estrategias sanitarias para mantener la condición de país libre de influenza aviar y enfermedad de Newcastle.

2 de julio de 2024 - 12:46

Cada 2 de julio se celebra el Día Nacional de la Avicultura, en conmemoración de la llegada de los primeros inmigrantes suizos a la Colonia San José, provincia de Entre Ríos, fundada por Urquiza en 1857 y se toma como punto de partida de la crianza de aves en forma organizada como economía familiar.

En este marco, el Senasa puso en valor el rol estratégico de esta cadena productiva, tanto para el mercado interno como en el internacional. Casi el 90% de la actividad avícola se concentra en las provincias de Entre Ríos y Buenos Aires, el resto se distribuye en Santa Fe, Córdoba, Mendoza, Río Negro, Chubut, Salta, Jujuy y Tucumán.

Asimismo, el organismo destacó que nuestro país es uno de los 10 principales productores y exportadores aviares en todo el mundo, gracias a los estatus sanitarios con los que cuenta Argentina, libre de influenza aviar (IA) y de enfermedad de Newcastle (ENC).

Esta condición –recuperada en agosto del 2023 luego de los casos detectados por influenza aviar altamente patógena (IAAP)– permite al país exportar productos aviares a más de 100 destinos, incluidos algunos de los mercados más exigentes, entre los que se destacan los Emiratos Árabes Unidos (EAU), Arabia Saudita, Sudáfrica, Brasil, Vietnam y Hong Kong (China).

De hecho, en lo que va de 2024 el Senasa certificó 114.883 toneladas de productos y subproductos de origen aviar para exportación desde 42 plantas avícolas habilitadas por el organismo. Los principales destinos en cuanto a volumen fueron Vietnam (21.480 toneladas), Arabia Saudita (14.700 toneladas) y Sudáfrica (14.450 toneladas). Mientras que los principales productos certificados fueron cortes (88.218 toneladas), harinas e hidrolizados (17.627 toneladas) y menudencias/menudos (5373 toneladas).

Sanidad animal

El fortalecimiento de la situación sanitaria de nuestro país, la restitución del comercio con diferentes destinos y la apertura de nuevos mercados es posible gracias a las tareas sanitarias que planifica y gestiona el Senasa, junto a la Secretaria de Bioeconomía y a los ministerios de Economía y de Relaciones Exteriores, Comercio Internacional y Culto de la Nación, mediante sus funciones relacionadas con la sanidad aviar.

Un ejemplo es la reciente reapertura del mercado mexicano a los productos aviares de Argentina, a partir de la aceptación por parte del Servicio Nacional de Sanidad, Inocuidad y Calidad Agroalimentaria (SENASICA) de México a la propuesta del Certificado Veterinario Internacional remitida por el Senasa para la exportación de carne aviar y huevos para plato.

pollos.jpeg

Respecto a estas actividades, se destacan las habilitaciones e inspecciones a granjas avícolas para controlar las condiciones de manejo, bioseguridad e higiene de las instalaciones; la recolección de muestras para su análisis en el laboratorio oficial del organismo; los controles de animales que ingresan al país y la vigilancia en fauna silvestre, entre otras. Las mismas son llevadas a cabo a nivel local por profesionales del Senasa, con el acompañamiento de diferentes actores privados y públicos.

Vigilancia de enfermedades

El Senasa implementa un sistema de vigilancia epidemiológica que le permite obtener información oportuna, confiable y actualizada sobre el comportamiento de eventos sanitarios que involucran a poblaciones animales –como las aves– y los factores que las condicionan.

Estos datos recolectados son esenciales para que el organismo zoofitosanitario nacional pueda prever o detectar cualquier novedad y orientar las medidas para la prevención y el control de las enfermedades, así como elaborar estrategias destinadas a mejorar la salud de las especies susceptibles.

Para alcanzar esta información existen diferentes maneras: a través de una vigilancia pasiva, en la cual intervienen actores externos al organismo y lo notifican por sospecha de enfermedad o signos clínicos compatibles con la misma; o por medio de una búsqueda dirigida y sistemática de determinada enfermedad, conocida como vigilancia activa, que la efectúan agentes del Senasa.

"Un sistema de vigilancia epidemiológica sensible y actualizado permite al servicio veterinario oficial demostrar la ausencia de enfermedades de alto impacto productivo y comercial, y renovar anualmente la condición de país libre. Asimismo, ante un eventual hallazgo de IA o ENC, este sistema posibilita la detección temprana y su contención mediante una respuesta rápida", señalaron desde el Servicio.

Notificación al Senasa

Cabe destacar la importancia avisar al Senasa ante una eventual sospecha de enfermedad, especialmente en aquellas aves que presenten signos clínicos compatibles con la IA y ENC, tales como signos de tipo respiratorios, digestivos y nerviosos, elevada mortandad y alteraciones en los parámetros productivos, como pueden ser la disminución de la postura de huevo, el consumo de agua y de alimento sin justificación evidente.

En este sentido, cualquier persona puede notificar al Senasa, ya sea asistiendo personalmente a la oficina local de su jurisdicción; a través del apartado Avisá al Senasa, disponible en el sitio web oficial; enviando un correo electrónico a [email protected]; o por WhatsApp al 1157005704.

Seguí leyendo

Dejá tu comentario

Las Más Leídas

MOTIVAR N° 257 - Julio - Agosto 2024
CDV respondió punto por punto las acusaciones de Tecnovax.
Javier y Arturo, segunda y tercera generación de veterinarios en la familia de la Mata, de La Pampa.
¿Cambió del negocio veterinario? ¿Qué dice los empresarios del sector?
Senasa se expidió sobre el recurso de Laboratorios Snaiwer.

Te puede interesar