fbpx
MOTIVAR- Descarga Marzo 2020 – Header
Home2020febrero

Por medio de la matriz “producto-mercado” creada por el ruso Igor Ansoff allá por el año 1957, los comercios podrán establecer un sendero concreto hacia el crecimiento.

Gabriel Rodríguez. Licenciado en Administración. Contador Público. Magister en Administración de Negocios. Docente Área Economía y Administración Rural – FCV de la UNCPBA. Consultor privado.
cpnrodri@gmail.com

Si bien no es una condición suficiente, lograr aumentar las ventas parece ser un camino casi inevitable para mejorar las ganancias de las veterinarias.
Sin embargo, es frecuente observar intentos de acciones comerciales que incrementen la facturación del negocio, que más allá de éxitos puntuales, pecan de algún desorden que tarde o temprano se paga con resultados (ganancias) que no aparecen, o llegan demasiado tarde.
La matriz que presentamos en este artículo fue creada por el matemático y economista ruso, Igor Ansoff, allá por el año 1957.
Su creación se conoce hoy en día como matriz producto – mercado y es una de las principales herramientas de estrategia empresarial y de marketing estratégico.
Como todo esquema, busca ordenar ideas de manera tal de pensar en acciones focalizadas, evitando saltear pasos que atenten contra los resultados.
La Matriz (Ver figura que se adjunta en este artículo) relaciona los productos con los mercados, clasificando al binomio producto-mercado en base al criterio de actualidad o novedad.
En todos los casos, el foco está puesto en el incremento de la facturación.

Para tener en cuenta

Dependiendo del statu quo de cada empresa, la matriz permite escoger la opción estratégica que entraña un menor riesgo para su crecimiento.
Se recomienda específicamente el siguiente orden de elección de la estrategia a implementar: 1) la penetración de mercados 2) el desarrollo de nuevos mercados 3) el desarrollo de nuevos productos y 4) la diversificación.
Es decir que existe una secuencia lógica de aplicación de las estrategias, tratando de agotar previamente los efectos de la anterior.

Penetración de mercados

Es frecuente observar intentos de acciones comerciales que incrementen la facturación del negocio, que pecan de algún desorden que tarde o temprano se paga con resultados que no aparecen, o llegan demasiado tarde.

Esta estrategia consiste en procurar la posibilidad de obtener una mayor cuota de mercado, trabajando con nuestros productos actuales.
Para ello, realizaremos acciones para aumentar el consumo de nuestros clientes (por así decir, subir el “ticket” promedio), o bien atraer clientes potenciales que no nos compran, sea porque hoy le compran a nuestra competencia, o porque no compran – a nadie- a pesar de integrar el mercado objetivo.
Los esfuerzos estarán dirigidos a la prueba de nuestro producto, a la difusión de nuevos usos, a destacar atributos diferenciales del mismo, a fomentar promociones especiales, entre otros, pero siempre con el foco en el mercado actual y con la cartera de productos existente.
Esta opción estratégica es la que ofrece un menor margen de error, ya que operamos con productos y mercados que conocemos: se busca explotar al máximo lo que hoy tenemos, antes de buscar caminos alternativos.
Entre las posibles acciones a realizar podríamos destacar:

  • Promociones para aumentar el consumo mensual de productos a clientes actuales (programas de fidelización).
  • Impulso de ventas cruzadas promoviendo que los clientes sumen bienes o servicios a su compra habitual (buscar que el cliente que solo compra el antiparasitario también contrate los servicios de la veterinaria).
  • Publicidades para captar nuevos clientes del mercado objetivo actual (promociones especiales de primera compra).
  • Programas para captar potenciales clientes que hoy no consumen (campañas para promover vacunación o desparasitación de mascotas.

Desarrollo de mercados

Esta opción estratégica plantea que la empresa veterinaria busque desarrollar nuevos mercados con sus productos actuales.
Para lograr llevar a cabo esta estrategia es necesario identificar nuevos mercados geográficos, nuevos segmentos de mercado y/o nuevos canales de distribución.
Ejemplos de esta estrategia son: la expansión regional, nacional, o inclusive internacional, la venta por canal online o nuevos acuerdos con distribuidores, entre otros.
Es una estrategia que aparece como opción cuando se agota la anterior.
Naturalmente surgirán nuevos costos de distribución producto de la atención de nuevos mercados, que buscarán ser cubiertos con el mayor volumen de ventas. La venta online es una oportunidad para implementar acciones vinculadas con esta estrategia.
También en este caso, podríamos proponer diversas acciones:

  • Procurar captar segmentos de mercado nuevos para la veterinaria (animales exóticos).
  • Programa para captar clientes de ciudades o barrios vecinos (atender por derivación de otro profesional, en especialidades como cirugía especial).
  • Apertura de una sucursal de la veterinaria en otra ciudad.

Desarrollo de productos

Parece más tentador incorporar nuevos productos o ampliar zonas antes de cubrir el 100% de las posibilidades actuales que nos ofrece el mercado.

En esta opción estratégica, la empresa desarrolla nuevos productos para los mercados en los que opera actualmente. Los mercados están en continuo movimiento y por tanto es totalmente lógico que en determinadas ocasiones sea necesario el lanzamiento de nuevos productos, o bien la modificación o actualización de productos, para satisfacer las nuevas necesidades generadas por dichos cambios.
Requiere de inversiones para el lanzamiento de las novedades tales como la necesidad de contar con stocks de las incorporaciones, espacios de exhibición, etc.
La clave pasa aquí por la selección de los nuevos productos (complementos de líneas ya existentes, nuevos rubros, nuevas marcas, etc.) evitando que los clientes sustituyan un producto por otro; si vendemos más de los nuevos, pero menos de los actuales, la situación será peor que la inicial.
¿Qué podríamos hacer?

  • Incorporar nuevos productos o servicios a la cartera de la veterinaria (servicios nuevos a partir de acuerdos con profesionales).
  • Incorporar nuevas líneas de productos (de alimentos para felinos para distintas etapas de su vida).
  • Sumar marcas alternativas o segundas marcas, ofreciendo variantes para distintos públicos (una segunda marca de shampoo para perros).
  • Completar líneas de productos ya existentes (sumar nuevos colores o versiones de collares de una marca que ya se comercializa).

Estrategia de diversificación

Esta estrategia es la última opción que debe escoger una empresa, ya que ofrece menor seguridad, puesto que cualquier firma, cuanto más se aleje de su conocimiento sobre los productos que comercializa y los mercados donde opera, tendrá un mayor riesgo de fracaso.
¿Posibles acciones?

  • Nuevo servicio profesional en una localidad vecina (por ejemplo, atendiendo un día por mes en una veterinaria amiga).
  • Incorporar una nueva línea de productos (podría ser el caso de alimentos bajas calorías para perros de una raza hasta ahora no atendida).
  • Apertura de una sucursal con nuevos rubros respecto del local principal.

Comentarios finales

Existe una tendencia natural a “quemar etapas” en la aplicación de estrategias; parece más tentador incorporar nuevos productos o ampliar zonas cuando de aumentar las ventas se trata, antes que buscar cubrir las oportunidades que el mercado actual seguramente ofrece con los productos y servicios que actualmente se trabajan.
Lo que cada cliente compra en la veterinaria puede ser mejorado a partir del conocimiento de sus necesidades, y es por ello que la primera opción debería ser agotar las posibilidades de la penetración en el mercado.
Solo cuando las respuestas del producto y mercado actual se agotan, es que debería pensarse en el desarrollo de mercados o bien el de productos.

* Licenciado en Administración. Contador Público. Magister en Administración de Negocios. Docente Área Economía y Administración Rural – FCV de la UNCPBA. Consultor privado.

El Senasa prorrogó hasta el 21 de agosto la inscripción de establecimientos proveedores de bovinos para ser faenados en cumplimiento del contingente arancelario de carne vacuna de calidad superior (Hilton) para exportar a la Unión Europea (UE).

El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) prorrogó hasta el 21 de agosto de este año la inscripción de establecimientos proveedores de bovinos para ser faenados en cumplimiento del contingente arancelario de carne vacuna de calidad superior (Hilton) para exportar a la Unión Europea (UE).

La Resolución 193/20, publicada en el Boletín Oficial, con la firma del vicepresidente del Senasa, Carlos Milicevic, extendió por 180 días el plazo de inscripción de los productores que vencía el 27 de febrero según lo establecido por la Resolución 1578/19 del 29 de noviembre de 2019, lapso considerado corto e insuficiente por las actuales autoridades del organismo.

La nueva medida también busca sostener la provisión de este tipo de animales a faena, afianzar el abastecimiento y fortalecer el sistema de certificación sanitaria.

La prórroga del Senasa, además, atiende a diferentes presentaciones y notas realizadas por los actores de la cadena cárnica –producción e industria frigorífica– respecto al corto plazo para la reinscripción y adecuación de los productores.

Los productores ganaderos que quieran inscribirse pueden realizar esta recategorización en la oficina del Senasa correspondiente a la jurisdicción del establecimiento.

Transcurrido el plazo establecido, los establecimientos que no opten por la inscripción, continuarán en el Registro Nacional como habilitados para el envío de ganado para cortes con destino a la UE, según lo establecido en la Resolución Senasa 53/17, en la categoría “no aptos Cuota Hilton”. Es decir, que aquellos que no se habiliten para cuota Hilton, podrán continuar exportando a la Unión Europea, aunque no participen de la cuota.

Las condiciones de crianza que deben cumplir los establecimientos “aptos cuota Hilton”, están determinadas por las exigencias que establece la UE en su Reglamento de Ejecución N° 593/13.

Fuente: Senasa

Básico. Sombra, agua y buena sanidad, claves que muchas veces pasan desapercibidas en los establecimientos.

Un trabajo de la FAUBA y el INTA Rafaela asegura que al bajar la temperatura corporal de los animales, se logra 15% más de producción y otra mejora de 15% en la eficiencia de conversión de alimento a leche.

Con ocho años de ensayos a campo, una investigación realizada en el ámbito de la Facultad de Agronomía de la UBA (FAUBA) y del INTA Rafaela, en Santa Fe, analizó un conjunto de tecnologías para mitigar el estrés calórico en bovinos de leche, con prácticas de bajo costo y fácil implementación que permitieron aumentar la eficiencia de conversión del alimento y mejorar parámetros asociados al bienestar animal.
“El estrés calórico ocasiona pérdidas productivas en todas las cuencas lecheras, no solo por la mortandad de los animales sino también por el impacto que genera en el bienestar y en la productividad”, afirmó Jorge Ghiano, egresado de la Maestría en Producción Animal de la Escuela Para Graduados de la FAUBA y profesional del INTA, quien estuvo a cargo de las investigaciones en el marco de su posgrado.
Ghiano explicó que los animales sufren las altas temperaturas como los humanos, pero los bovinos de leche, capaces de producir hasta 70 litros diarios, tienen mayores requerimientos y están aún más expuestos a los efectos de las altas temperaturas. Para ilustrarlo, señaló: “El calor que genera ese animal, originado por todos los mecanismos fisiológicos que necesita para producir altos volúmenes de leche, más el calor que recibe del ambiente, muchas veces puede llegar a ser fatal”, advirtió.
Más allá de ese desenlace extremo, cuando los bovinos están estresados no producen lo deseado, bajan el consumo de alimentos y deprimen su sistema inmunológico, con lo cual quedan expuestos a afecciones que no le permiten expresar su potencial, además de sufrir un obvio disconfort.

En las últimas décadas aumentó la carga animal en los tambos. Algunos pasaron de tener 100 a 250 vacas en la misma superficie, pero los bebederos siguen siendo los mismos.

Con este escenario, Ghiano evaluó distintas alternativas para mitigar el estrés calórico en las vacas en tambo con el uso de refrigeración. Los ensayos se llevaron a cabo en el INTA Rafaela con animales que atraviesan su primer tercio de lactancia. Investigó parámetros asociados a la producción y la composición de la leche, sobre aspectos como la cantidad de sólidos, grasa y proteína. Además, estudió aspectos como confort y bienestar animal, así como la temperatura rectal, frecuencia respiratoria y el comportamiento, entre otros.

Mejoras varias

Con tecnologías de refrigeración, que consisten en mojar a los bovinos con aspersores y luego ventilarlos para bajar la temperatura corporal, el investigador obtuvo un aumento de 15% en la producción de leche, sumado a otra mejora de 15% en la eficiencia de conversión de alimento a leche.
Según Ghiano, se trata de una de las tecnologías más difundidas en tambos grandes que tienen instalaciones acordes a altos niveles de producción. Últimamente, también se empezó a expandir en tambos chicos porque requiere una inversión accesible, que se puede recuperar en solo un verano. “Permite reducir el estrés térmico con solo dos ventiladores, aspersores, una bomba y una media sombra común”, dijo el investigador. Algunos tambos desarrollaron salas donde los animales se refrescan cada tres o cuatro horas durante 15-20 minutos, antes de volver al corral o a la pastura.

Fuera de las instalaciones

Más allá de las tecnologías de refrigeración que se aplican en las instalaciones de ordeñe, Ghiano recomendó tener en cuenta otros aspectos que hacen al bienestar de los animales en el tambo: el agua representa un insumo fundamental: “Cada vaca que utilizamos en el ensayo tomaba entre 130 y 140 litros de agua por día”, explicó.
Y concluyó: “Este punto es crítico. En las últimas décadas aumentó la carga animal en los tambos. Algunos pasaron de tener 100 a 250 vacas en la misma superficie, pero los bebederos siguen siendo los mismos. Sin lugar a dudas es un elemento clave porque un gran porcentaje de la leche es agua. Los productores y asesores han tomado conciencia, pero todavía falta mucho por hacer. Vemos que las instalaciones siguen estando subdimensionadas”, concluyó.

Fuente: Juan M. Repetto para SLT – FAUBA.

El economista Ariel Baños explica cuáles son las mejores herramientas a adoptar para proteger la rentabilidad en el actual contexto económico.

De la redacción de MOTIVAR
redaccion@motivar.com.ar

Cuando en diciembre del año pasado asumió el nuevo gobierno nacional, el equipo de Alberto Fernández hizo un diagnóstico de la situación económica: estamos en crisis. Empezamos a ver las primeras medidas, como la ley de Solidaridad Social y Reactivación Productiva, y es posible que al cierre de esta edición se presenten incluso nuevas decisiones.
En su portal fijaciondeprecios.com, Ariel Baños, economista especializado en estrategia de precios, plantea diversas formas de afrontar esta tarea. A continuación, MOTIVAR presenta algunas de las herramientas disponibles.

Inflación y recesión, mala combinación

El primer paso para cualquier estrategia comercial es reconocer cuáles son las principales características de la situación económica. Baños explica que nuestro país presenta dos factores que, cuando ocurren en simultáneo, plantean importantes dificultades para la industria y el comercio.
“El mayor problema ocurre cuando a la inflación se le suma recesión, como”, detalla Baños. En esta situación, defender la rentabilidad es difícil, ya que cuesta compensar el impacto de la caída en los volúmenes comercializados.
En este marco, Baños es enfático en este punto: “trasladar el impacto de la inflación a los precios no es una elección, es una cuestión de supervivencia y resulta la única opción posible para preservar la rentabilidad”.
El economista refuerza la idea al decir que evitar o demorar los ajustes de precios, en escenarios tan volátiles, pueden inclusive poner en riesgo la viabilidad de la organización. En este sentido, algunas empresas pueden tratar de negociar con sus proveedores para mitigar o postergar el aumento de costos, pero en el mejor de los casos esto tendrá un impacto reducido y de corto plazo.
“Si tenemos la capacidad financiera, tener un stock bien balanceado con productos de rotación, y sin compromiso de fechas de vencimiento, siempre es conveniente en tiempos de alta volatilidad de precios”, declara Baños. Según su análisis, la suba de precios valoriza el stock, lo que representa un resultado financiero positivo. Sin embargo, el hecho de tener stock comprado a “precios viejos” no exime de trasladar los incrementos de precios. Esto es así porque el costo relevante para definir precios es siempre el costo de reposición.

Impacto diferencial según sector

Baños da cuenta de que, aunque todas las empresas están intentando trasladar el impacto de la inflación a los precios, existen matices en este sentido. Aquellas que ofrecen productos o servicios mejor posicionados y marcas fuertes, están en condiciones de recuperar con mayor rapidez el impacto en los costos, e inclusive en algunos casos, los ajustes permiten subir los márgenes. Distinta es la situación de empresas con propuestas de bajo nivel de diferenciación o altamente comoditizadas.
En esta situación, la presión de los competidores y el poder de los canales de venta suelen demorar, o inclusive recortar los aumentos necesarios, con un enorme impacto negativo en la rentabilidad.
La situación se deteriora aún más cuando, ante la desesperación por alcanzar las metas comerciales, se recurre a descuentos extra que erosionan aún más los márgenes y no se compensan con volumen.

¿Cómo calcular el “precio adecuado”?

Desde el sitio www.fijaciondeprecios.com se afirma que cada empresa debe analizar detalladamente su propia estructura de costos, y determinar cómo se vio afectada por la inflación, para calcular el ajuste de precios necesario.
“Es importante hacer este tipo de análisis, y no simplemente tratar de “adivinar” el impacto, ni guiarse por algunos datos sueltos o promedios del mercado”, insiste Ariel Baños. Y aclara que debe tenerse en cuenta que el precio es la variable con mayor impacto en los resultados. Por ello, Baños ofrece algunas recomendaciones para tomar esta decisión con mayor seguridad:

  • Sincerar las proyecciones de ventas: si el mercado cae, inevitablemente se deberán ajustar las proyecciones de ventas. No se podrá solucionar vía precios esta situación: si se logra mantener el volumen, probablemente será a expensas de resignar mucha rentabilidad.
  • Segmentar precios: aún en los mercados en declive, parte de los clientes siguen dispuestos a pagar el precio vigente. Las promociones y descuentos aplicados deben ser muy selectivos, utilizando los filtros apropiados, tales como cupones, días u horarios especiales o tarjetas de fidelización, entre otros.

La misión conjunta de INTA y SENASA permitió reanudar la coordinación entre ambos países, logrando avances en el intercambio tecnológico y sanitario.

El ministro de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación, Luis Basterra, destacó hoy los resultados de la misión conjunta de INTA y SENASA a Brasil, para definir una agenda común de trabajo, durante un encuentro con los titulares de ambos organismos, Susana Mirassou y Carlos Paz.

«Argentina y Brasil, junto con los países de la región, tienen una enorme oportunidad de ser proveedores de alimentos y de agregar valor a las materias primas que se generan en la producción agropecuaria», aseguró el titular de la cartera agropecuaria nacional, al señalar que «la competencia que caracteriza al mundo actual, nos exige tener muy ajustados los estándares de calidad e inocuidad y estar en la vanguardia tecnológica».

Cabe recordar que la mencionada misión comenzó a coordinarse durante el encuentro que compartieron Basterra y la ministra de Agricultura de Brasil, Tereza Cristina, durante la Semana Verde en Berlín (Alemania), realizada el mes pasado.

En este sentido, la Presidenta del INTA, Susana Mirassou, detalló que busca renovar el convenio de entendimiento de EMBRAPA e INTA, que vence este año, en virtud de «las fructíferas experiencias, que van desde la agricultura familiar a la agricultura extensiva y de punta, como también en programas de lucha contra la pobreza».

Mirassou resaltó la visita al centro de recursos genéticos y mejoramiento, al plantear la necesidad de «buscar formas de cooperación en estos recursos que son propios de nuestros países».

Por su parte, el Presidente del SENASA, Carlos Paz, explicó que con la Secretaría de Defensa Agropecuaria de Brasil «se han abordado los temas pendientes, generando avances en lo que refiere a la importación de productos cárnicos, despejando el tema del BSE (vaca loca); logrando avances en peras y manzanas, con un protocolo que se va a acordar en función de la auditoría que ya hicieron en diciembre del año pasado; y en uva de mesa, donde se acordó trabajar en un nuevo protocolo sanitario».

«Entre los intereses de ambos países se elaboró un acta de 22 temas, que ya tiene el Ministro», explicó Paz al concluir que en función del restablecimiento de la comunicación espera «sucesivas misiones de ambos países para tratar temas específicos».

Fuente: Senasa

Labyes en China. Esteban Corrales en el lanzamiento del año pasado en el gigante asiático.

Dialogamos con Esteban Corrales, director de la primera empresa farmacéutica veterinaria de América Latina en arribar a este mercado con un porfolio de productos para animales de compañía.

Luciano Aba
@aba_luciano
luciano@motivar.com.ar

El año que acaba de terminar no pasará desapercibido en el listado de hitos alcanzados por Labyes a lo largo de su trayectoria en el sector veterinario global.
Si bien a continuación repasaremos lo que fue un 2019 colmado de logros para el laboratorio radicado en la provincia de Buenos Aires, no hay dudas en cuanto a que la llegada de su producto oftalmológico Tears al mercado chino fue una de las mayores novedades: este hecho le permite consolidarse como la primera compañía farmacéutica veterinaria de América Latina en comercializar (desde octubre pasado) productos destinados a las mascotas en el gigante asiático.
Pero no nos adelantemos.
Vayamos por partes.
“Nos estamos consolidando como una empresa regional, que exporta productos elaborados en nuestra planta de Argentina hacia distintos lugares del mundo. Más de la mitad de nuestros ingresos se explican por operaciones realizadas en el exterior”, le comentó Esteban Corrales, director de Labyes, a MOTIVAR.
Y completó: “Ya en el año 2018, Brasil se había convertido en nuestro principal mercado, seguido hoy por el argentino y tercero el de México”.
En ese sentido, el directivo destacó la consolidación de la empresa en Brasil, sustentada “en una consistente estrategia de ventas, procesos simplificados y un equipo fuerte y enfocado en cumplir las metas de la compañía”.
Asimismo, Labyes siguió en 2019 su camino de crecimiento en México.
“Este fue nuestro segundo año operando en uno de los mercado más grandes de la región, donde alcanzamos una cobertura nacional con nuestro equipo de 13 personas. Lanzamos con éxito el producto Feline; realizamos nuestro primer Simposio de Oftalmología y participamos en el Congreso de León, donde organizamos charlas a las que asistieron más de 3.000 profesionales”.

MOTIVAR: ¿Cuál es el balance general que realizaron respecto de lo que fue el año 2019 para Labyes?

Esteban Corrales: Realmente, hemos tenido un buen año.
Superamos nuestros objetivos comerciales gracias a una propuesta de venta única en la industria farmacéutica veterinaria de la región. La misma es llevada adelante por un equipo conformado por 40 personas: el 90% de las cuales son veterinarios, que manejan las cuentas de más de 100 distribuidores y visitan más de 4.300 clínicas veterinarias tanto en Argentina, como en Brasil y México.
Organizamos 10 lanzamientos de nuestra gama de dermatología y parasitología en cinco países diferentes y presentamos “Unilabyes”, un proyecto de colaboración con cinco universidades en Argentina, inicialmente enfocado en oftalmología.
Más allá de esto, es destacable el récord alcanzado con más de 27.000 veterinarios asistiendo a las iniciativas de educación continua de Labyes enfocadas principalmente sobre oftalmología y geriatría, pero también sobre dermatología, parasitología y ortopedia en los países donde estamos presentes.
Claro está que uno de los principales hitos de 2019 estuvo ligado a nuestro arribo a China. Con el lanzamiento de Tears en octubre, nos convertimos en la primer compañía farmacéutica veterinaria de América Latina en comercializar un producto para mascotas en este mercado.

¿Cuándo iniciaron el proyecto y con qué producto lo concretaron?

Este es un proyecto que iniciamos en 2017, al tomar conciencia de que el mercado chino de productos veterinarios para mascotas se convertirá en el segundo más grande del mundo durante los próximos años.
En base a estimaciones, podemos decir que la población de mascotas es hoy de 27 millones de perros (aún menos que en Brasil, pero 3 veces más que en Argentina) y de 52 millones de gatos, una cifra sustancialmente mayor a las registradas en los países de nuestra región.
En los últimos años la sociedad china tuvo grandes transformaciones, tanto desde lo económico, como desde lo cultural.
Dentro de esta “occidentalización”, el rol de las mascotas ha cambiado sustancialmente, siendo hoy un mercado que crece anualmente a dos dígitos, sustentado no solo en la cada vez mayor cantidad de perros y gatos, sino también en el incremento de las inversiones que realizan las personas en su bienestar.
Nuestro objetivo se concretó en octubre de 2019, cuando empezamos a comercializar allí nuestro producto oftalmológico Tears, el cual fue presentado con eventos exclusivos realizados en Pekín, Chengdu y Hangzhou. Es un orgullo muy grande para una empresa familiar como lo es Labyes; representa una continuidad en el trabajo que se viene realizando desde hace años.

¿Por qué inician este desembarco con la línea oftalmológica?

Es un segmento de nicho que conocemos muy bien. Somos líderes en América Latina, con productos diferentes y con calidad reconocida.
Es en este rubro donde vemos un panorama competitivo ventajoso.
Hablamos de un mercado gigante, donde se están desarrollando diversas especialidades veterinarias. A nuestro nivel, estamos convencidos que podemos contribuir al desarrollo de la oftalmología veterinaria en China.
Vale decir que previo a realizar el lanzamiento de Tears, realizamos una serie de encuestas en las cuales recolectamos información sobre cómo se diagnosticaban los problemas y qué productos se empleaban en oftalmología.
No podemos perder de vista que nuestra línea está diseñada específicamente para su uso en mascotas, con intervalos de posología y formas de administración sustancialmente distinta a la de productos de farmacéutica humana.

 

¿Cómo se inicia un proceso de registro como el abordado en China?

Este es un camino que Labyes ha comenzado a transitar desde algunos años con el soporte de un coordinador radicado en San Pablo, Brasil, quien es el responsable de proyectar el avance de la compañía en los mercados que exceden a América Latina. Muestra de este proceso han sido los diversos viajes que realizamos en el último tiempo no solo a China, sino también a Rusia, India, Indonesia y Emiratos Árabes, por citar algunos ejemplos.
En el caso específico del mercado chino, es clave considerar una alianza estratégica con un partner local, el cual ya hemos encontrado y desarrollado en base al perfil de nuestro laboratorio. No fue un camino sencillo, pero la recompensa es potencialmente muy grande.

¿Cuáles son los objetivos específicos en ese mercado?

Estamos en condiciones de presentar en el mercado chino otros cinco productos además de Tears. Algunos ya están aprobados y otros recibirán la aprobación correspondiente durante el primer semestre de este año.
Nuestro objetivo es avanzar en este 2020 con el lanzamiento formal de otros dos productos.
No esperamos que éste sea uno de nuestros principales mercados en el corto plazo, pero sí tener allí una presencia destacada, y aportando al desarrollo de la oftalmología veterinaria.
No es menor el desafío, puesto que es la primera vez que arribamos a un mercado en el cual el idioma no es ni castellano, ni portugués, ni inglés.

¿Cuáles son las expectativas generales para este 2020?

Sin dudas que apostamos por que el poder de compra de las personas pueda aumentar a nivel local, fomentando un incremento en las unidades comercializadas respecto de los últimos años. También tenemos una gran expectativa en cuanto a lo que fueron los anuncios oficiales respecto de la potencial llegada de créditos para las empresas que exportamos.
Finalmente, y también a nivel general, sería interesante que pueda existir en nuestro país alguna iniciativa de la industria para fomentar y aumentar la tasa de visita de la gente con sus mascotas a las veterinarias.

¿Y específicamente respecto de lo que será el año para Labyes?

Uno de nuestros objetivos es culminar durante los primeros meses de 2020 la instalación de SAP en la administración de la compañía. Más allá de esto y de lo que serán nuevos lanzamientos en China, durante este año estaremos ingresando en otros dos mercados asiáticos.
En nuestra región el desafío sin dudas será consolidar la presencia tanto en Brasil, como en Argentina; mientras que buscaremos incrementar el crecimiento en México. Para el resto de los países de América Latina, contaremos con una estrategia de lanzamientos enfocada en completar nuestras líneas.
Labyes es una empresa enfocada en segmentos de nicho y es por ello que seguiremos invirtiendo y apostando por el crecimiento de nuestras líneas de oftalmología, geriatría y dermatología, entre otras.

El laboratorio Zoovet cumplió satisfactoriamente las pruebas oficiales de erradicación realizadas, al mismo tiempo, en tres de sus garrapaticidas. Está a la espera de la comunicación administrativa por parte del Senasa.

La garrapata común del bovino Rhipicephalus B. microplus es un ectoparásito que se alimenta de sangre y otros fluidos de los animales que parasita. Su ciclo es siempre sobre un solo huésped y es considerada la garrapata más importante del ganado bovino a nivel mundial.
Se encuentra distribuida en casi todas las regiones ganaderas del mundo de zonas templadas, subtropicales y tropicales.
El programa actual, enmarcado en el Plan Nacional de Control y/o Erradicación, se basa en cuatro pilares fundamentales:

  1. Preservar la zona libre de garrapatas.
  2. Salvaguardar la inocuidad de los alimentos.
  3. Cumplir con los principios básicos de los tratamientos integrados, estratégicos y el uso racional de los productos garrapaticidas.
  4. Reconocer planes superadores provinciales y/o regionales.
CAMPO 1 CAMPO 2 CAMPO 4
Establecimiento La Esmeralda Las Rosas El Potro
Propietario Albino Zorzon e Hijos Gladis M. Virili Carlos G. Vogel
Localidad Pje. La Esmeralda Campo Ramseyer Campo Ramseyer
Distrito Los Laureles Malabrigo Malabrigo
Departamento General Obligado General Obligado General Obligado
Provincia Santa Fe Santa Fe Santa Fe
Superficie 2000 Has. 180 Has. 114 Has.
Cantidad de Animales 800 140 140
Actividad Ciclo Completo Cria Cria

La ley, establece que en nuestro país existen 3 zonas diferentes:

  1. Zona indemne (libre de garrapatas): Toda región del país donde ecológicamente no es apta para el desarrollo del parásito o aquella apta para la evolución del ciclo biológico, donde se haya ejecutado y comprobado su erradicación en todos los establecimientos y/o exista un porcentaje menor al 1% de establecimientos infestados, fiscalizados por el Senasa.
  2. Zona de control (endémica de garrapatas): Toda región con presencia del parásito en la cual posee condiciones ecológicas aptas para la evolución de su ciclo biológico.
  3. Zona de erradicación (bajo plan): Territorio dentro de la zona con garrapatas, en donde se adopte una estrategia de limpieza y eliminación progresiva del parásito hasta alcanzar su erradicación total del ambiente.
Protocolo de trabajos CAMPO 1
Día 0 Amitraz Baño
Día 21 Endection 3,15% Inyectable
Día 65 Ecto Tak Pour On
Día 96 Vaquero Pour On Pour On
Día 128 Endection 3,15% Inyectable
Día 172 Ecto Tak Pour On
Día 203 Vaquero Pour On Pour On
Día 235 Endection 3,15% Inyectable
Día 279 Amitraz Baño
Día 300 Vaquero Pour On Pour On
Día 332 Ecto Tak Pour On
Día 363 Amitraz Baño

Protocolos y pruebas oficiales

Todos los establecimientos que se encuentren dentro de la zona de erradicación deben cumplir con un protocolo de trabajo, basado en la aplicación de tratamientos garrapaticidas conforme a un Plan Sanitario preestablecido y acordado con el Senasa.
El plan debe tener una duración mínima de 1 año calendario, y los productos a utilizar no solamente deberán ser aprobados como garrapaticidas, sino que además deberán estar aprobados para utilizarse en zonas de erradicación.
Para que el producto esté aprobado para utilizarse en zona de erradicación, se debe realizar una prueba oficial que consiste en erradicar la garrapata de tres establecimientos, cumpliendo un protocolo de trabajo en el cual se aplican al menos tres productos formulados con diferentes principios activos y, dentro de los cuales, debe estar el producto a aprobar. A medida que avanza el protocolo, se realizan revisaciones para corroborar la evolución del mismo.
Al finalizar con todos los tratamientos, se realiza la revisación de los animales por volteo, realizando una minuciosa búsqueda en la cual no se debe encontrar ningún indicio de presencia del ectoparásito. El tiempo mínimo de esta prueba es de 12 meses.

Protocolo de trabajos CAMPO 2
Día 0 Vaquero Pour On Pour On
Día 32 Endection 3,15% Inyectable
Día 76 Ecto Tak Pour On
Día 107 Vaquero Pour On Pour On
Día 139 Ecto Tak Pour On
Día 170 Vaquero Pour On Pour On
Día 202 Endection 3,15% Inyectable
Día 246 Ecto Tak Pour On
Día 277 Vaquero Pour On Pour On
Día 309 Ecto Tak Pour On
Día 340 Endection 3,15% Inyectable

El trabajo de Zoovet

Zoovet se propuso el gran desafío de realizar una prueba de erradicación para tres de sus productos garrapaticidas al mismo tiempo. Los productos involucrados fueron: Endection 3,15 de aplicación inyectable, Ectotak de aplicación pour on y Vaquero pour on.
El trabajo comenzó en agosto de 2018 y estuvo a cargo de los doctores Abel y Maximiliano Vogel.
Las pruebas se llevaron a cabo en 7 establecimientos del norte de la provincia de Santa Fe; 6 de ellos ubicados en la zona rural de Los Laureles y 1 en la zona rural de Florencia, los 7 situados dentro del departamento General Obligado.
La superficie total fue de unas 3.500 hectáreas aproximadamente y afectó a unos 3.000 animales.
Las pruebas en los distintos establecimientos se desarrollaron en forma simultánea, aplicando diferentes protocolos (Ver ejemplos), los cuales se adaptaban a los distintos establecimientos.

Protocolo de trabajos CAMPO 4
Día 0 Piretroide Pour On
Día 21 Vaquero Pour On Pour On
Día 53 Endection 3,15% Inyectable
Día 97 Ecto Tak Pour On
Día 128 Vaquero Pour On Pour On
Día 160 Ecto Tak Pour On
Día 191 Piretroide Pour On
Día 212 Vaquero Pour On Pour On
Día 244 Endection 3,15% Inyectable
Día 288 Ecto Tak Pour On
Día 319 Vaquero Pour On Pour On
Día 351 Ecto Tak Pour On

Siempre se tuvo en cuenta la rotación de los principios activos e incluso, en algunos establecimientos, se incorporó al protocolo algunos tratamientos con baño de inmersión, cuyo principios activo fue el amitraz, o baños por aspersión con piretroides.
Las pruebas finalizaron a fines de agosto del año 2019.
Luego de casi 4 meses de aplicado el último tratamiento, a fines de noviembre de 2019, se realizó la revisación final de la evaluación, la cual fue realizada por el MV Abel Vogel, el Sr. Gerardo Beneventano (Paratécnico del Senasa) y el MV César Torossi (Promotor Técnico de Zoovet), y en la cual se obtuvieron excelentes resultados.
Además, toda la revisación fue auditada por el MV Daniel Citroni, comprobándose la inexistencia de garrapatas.
A pesar de las adversidades climáticas que modificaron algunos periodos entre tratamientos y complicaron la realización de las aplicaciones, los productos utilizados cumplieron satisfactoriamente el objetivo inicialmente requerido para su aprobación como garrapaticidas aptos para la zona de erradicación, status máximo que puede obtener un producto garrapaticida.
Gracias a las herramientas que Zoovet pone a disposición del productor, a la practicidad de aplicación y seguridad sobre los animales, queda demostrado que el concepto de erradicación de la garrapata bovina de los campos ganaderos es posible, y no se necesitan ni un gran nivel de infraestructura, ni un periodo prolongado de tiempo.

Fuente: Zoovet (www.zoovet.com.ar).

Se trata de la primera campaña de 2020 y en la mayoría de las provincias comenzará entre el 9 y el 16 de marzo. El objetivo es resguardar la inmunidad de la ganadería argentina.

El Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) informó las fechas de inicio de la primera campaña de vacunación anual contra la fiebre aftosa del 2020, en todas aquellas provincias en las que se aplica en forma sistemática. Simultáneamente se inoculará a las terneras de entre tres y ocho meses de edad contra la brucelosis (a excepción de la provincia de Tierra del Fuego, reconocida como libre de la enfermedad).

Excepto algunos planes especiales pertenecientes a las provincias de Salta, Catamarca, Mendoza y Jujuy –que dieron inicio a la campaña en los meses de enero y febrero–, en el resto de las provincias de la zona central y norte del país, la campaña comenzará entre los días 9 y 16 de marzo. En este contexto, las provincias de Buenos Aires, Corrientes, Entre Ríos y Misiones modificaron su estrategia de vacunación adaptándola al resto de las provincias de la zona central, es decir, que ejecutarán la primera campaña de totales y la segunda campaña de menores.


Con esta modificación en el esquema de vacunación, queda establecida una sola estrategia para esta campaña, que comprende a la vacunación de todas las categorías bovinas y bubalinas. Además, de esta manera se facilitan los movimientos de hacienda entre las distintas zonas, sin necesidad de revacunar animales (a excepción de los terneros que deben moverse con dos dosis), disminuyendo costos adicionales.

La vacunación contra la fiebre aftosa es una de las principales estrategias de prevención que permite mantener una situación epidemiológica estable de esa enfermedad en la República Argentina.

Para acceder al cronograma de vacunación puede cliquear aquí.

Fuente: Senasa

Expectativas. La mayor rotación de productos a lo largo del año es uno de los grandes desafíos a abordar por la cadena comercial veterinaria.

Las definiciones de la nueva política económica a nivel nacional serán determinantes para satisfacer los deseos del sector que une comercialmente a laboratorios y veterinarios. ¿Llegó el momento de volver a crecer en unidades?

Facundo Sonatti
facundo@motivar.com.ar

El estimado de ingresos que anotó la industria argentina de laboratorios veterinarios en 2019 asciende a $15.000 millones, un número que apenas refleja la expansión inflacionaria del período. A esa cifra, los distribuidores le añaden otro porcentaje para hacerse cargo de la logística que permite unir los vínculos entre los laboratorios y el canal veterinario, para así llegar a los consumidores.
El último año no mostró grandes satisfacciones entre los actores de la cadena de distribución local.
Los testimonios vertidos por algunos referentes de empresas con alcance nacional que reunió MOTIVAR en esta nota realizada hacia fines de 2019, reflejan dónde se sintió más la crisis, cuáles fueron los segmentos que eludieron el mal trago y qué expectativas tienen de cara a este 2020.
“Normalmente iniciamos el año ilusionados con que sea el mejor de la historia, creemos que el optimismo es también un motor generador de positividad. La capacidad de adaptarnos; la confianza generada en nuestros clientes y proveedores, nos hace ser absolutamente realistas y nos permite soñar con un 2020 de crecimiento”, analiza Eduardo Irasola, referente de Veterinarias Integradas de Argentina o simplemente VIA, como se conoce en el mercado a la firma asentada en General Villegas, provincia de Buenos Aires. Misma ilusión comparte Martín Dilucca, gerente de la rosarina Drovet: “Soy optimista y considero que la sanidad animal tiene un potencial de desarrollo aún muy grande”.

“La estrategia de crecimiento estará ligada directamente a la eficiencia en todos los órdenes y aspectos de nuestras unidades comerciales”. Eduardo Irasola, VIA.

Sin embargo, Daniel Otamendi, presidente de la Cámara Argentina de Distribuidores de Productos Veterinarios y socio en la distribuidora Krönen, modera las expectativas y adelanta que no será un año sencillo.
“Los presupuestos seguirán siendo conservadores y tendremos que estar muy cerca de los clientes veterinarios, trabajando sobre sus necesidades, sin olvidar la importancia de seguir capacitando a nuestro personal para lograr que sea un año próspero”, señala ante la consulta de MOTIVAR por las expectativas puestas en 2020.
Pero más allá de los pronósticos para el año en curso, la bisagra que separa un ejercicio del siguiente abre la posibilidad de hacer un balance y analizar qué pasó en los distintos segmentos de la industria veterinaria en los últimos 12 meses.

¿Un lustro para el olvido?

“En 2019 se vendió mucho en Pesos, pero en unidades se redujo entre un 10 y 20% la comercialización de productos”, dispara Mario Caminos, también en diálogo con MOTIVAR, desde sus oficinas en Villa Ballester (GBA).
En un radio de 200 kilómetros a la redonda se encuentra el campo de juego de Caminos Distribuciones, compañía que apeló a eficientizar costos y captar nuevas bocas de expendio como estrategias para sobrellevar el año 2019.

“El mercado de zooterápicos para mascotas está en expansión, frente a una cultura de consumo que se encuentra en crecimiento”. Roberto Dughetti, Panacea.

“La mayor caída la sentimos en el segmento de ganadería de leche debido a que se siguieron cerrando muchos tambos, sobre todo chicos. En equinos el costo de mantenimiento creció y se resintió el consumo, mientras que en el caso de pequeños animales notamos que los consumidores optaron por segundas líneas”, detalla Caminos, presente en el sector desde 1989.
Para Roberto Dughetti, referente comercial en Panacea, durante las crisis como las que atravesamos, el impacto mayor se percibe en los productos de venta al público y de alta rotación. En ese marco, las categorías de antiparasitarios externos e internos para los animales de compañía, tal vez, hayan sido las más afectados.
La crisis también se ve reflejada en la tasa de vacunación y también allí los productos de alto valor pudieron haberse visto afectados.
Sin embargo, Roberto Dughetti resalta la otra cara de la moneda.
“Aunque con crecimientos moderados, las nuevas categorías de productos que se instalan en el mercado mostraron una evolución ascendente. Tal es el caso, por ejemplo, de algunos nutracéuticos. Nuevas soluciones, con aportes distintivos: la novedad y/o la satisfacción de una necesidad hasta ahora no contemplada, son los motivos más evidentes”.
En el caso de Drovet, Dilucca asegura que, al menos hasta octubre pasado, la empresa lograba crecer en unidades y por encima de la inflación.

“Se seguirán sumando nuevos negocios y veterinarias, incluso en las mismas localidades donde ya operamos. Nuestro servicio está al pie del cañón para abastecer a esos nuevos actores”. Mario Caminos, Caminos Distribuciones.

En este caso, el rubro de mayor aumento fue el ligado al sector porcino, seguido por bovinos, y se notó un estancamiento en los productos de primeras marcas para animales de compañía (salvo algunas excepciones), donde ganaron terreno marcas más económicas, similar a lo ocurrido en el país en consumo masivo.
A su vez, nuestro entrevistado señala lo siguiente: “Tuvimos un fuerte crecimiento en packs reproductivos (IATF) en bovinos. Los precios de referencia para los productores y el aumento en la exportación de carne explican parte de esta performance”.
Este mismo escenario fue compartido desde la distribuidora VIA.
“Reproducción bovina volvió a tener un repunte importante: los productos ligados a la técnica de IATF volvieron a manifestarse con un muy buen desempeño”, asegura Irasola.
A su turno, Otamendi analiza el desarrollo del sector a partir del rol del médico veterinario.
“Aquella veterinaria o pet shop que trabajó durante todo el año y se ocupó de su imagen y del servicio, que está presente con el dueño de la mascota, lo llama y está al frente de la veterinaria reinventándose, sigue trabajando. Mientras que los más pequeños son los que se resintieron con la crisis de consumo”, explica. Y agrega: “Alimento balanceado fue uno de los ítems que recorrió el camino inverso a la crisis, tras la caída de los Súper Premium, se generó el aumento de los Premium. En ese sentido, crecimos con respecto a otros años. Las empresas nacionales ahí también han podido desenvolverse de mejor manera, por tener otra cintura a la hora de negociar con respecto a las multinacionales”.

Lo que viene

En el plano de las hipótesis, 2020 presenta expectativas ambivalentes sobre el derrotero que tendrá la economía argentina. Sin embargo, los distribuidores del sector veterinario parecen inclinarse por el optimismo y afilan las estrategias para volver a crecer durante este ejercicio.

“Los distribuidores tenemos una gran oportunidad de trabajar más colaborativamente, potenciando el mercado y cuidando juntos el negocio”. Martín Dilucca, Drovet.

Irasola no deja lugar a la duda: “La estrategia de crecimiento estará ligada directamente a la eficiencia en todos los órdenes y aspectos de nuestra unidad de negocio. Queremos ser mejores puertas adentro y que nuestros clientes lo perciban a diario. Seguiremos con la mirada puesta solo en el canal veterinario, queremos brindar un servicio cada día más eficiente, queremos seguir distribuyendo confianza. Nos ilusiona que nos elijan porque tenemos trayectoria y porque somos la mejor opción. Para eso debemos esforzarnos y mejorar todos los procesos”.
En el caso de Panacea, Dughetti asegura que se desempeñan en el mercado de zooterápicos para mascotas, un sector en expansión y cuya cultura de consumo se encuentra en crecimiento.
“Desde luego que las coyunturas favorables o desfavorables influyen en los resultados esperados. Sin embargo, aun en situaciones de bonanza económica o de retroceso y, aunque las mismas acompañen los vaivenes de la economía, tales cambios en nuestro mercado suelen ser menos ostensibles que en otros sectores”, analiza uno de los líderes del segmento.
“Entendemos que se seguirán sumando nuevos negocios. Es decir, veterinarias, incluso en las mismas localidades donde ya operamos y nuestro servicio está al pie del cañón para abastecer esos nuevos actores”, agrega Caminos.

“Los presupuestos seguirán siendo conservadores”. Daniel Otamendi, Krönen.

A su turno, Otamendi adelanta que trabajarán más sobre telemarketing y la difusión de su App Kronenvet. “Pensamos planificar con los laboratorios estrategias en los puntos de los clientes”, precisa desde Krönen.
Con una visión más a futuro, Dilucca analiza lo que puede llegar a generar modificaciones en el sector: la concentración del mercado. “Es una tendencia en todas las industrias, a nivel laboratorios ya lo estamos viendo, pero tal vez en distribución sea más difícil que se realicen fusiones”, señala. Y cierra: “Creo que los distribuidores tenemos una gran oportunidad de trabajar más colaborativamente potenciando el mercado y cuidando juntos nuestro negocio”.

La cadena de pagos, una cuenta pendiente

Ya lo dijo alguna vez Max Weber, “el tiempo es oro”, y en la Argentina de tasas de interés disparatadas, los plazos de giro juegan un papel central a la hora de alcanzar los objetivos. ¿Qué opinan los distribuidores?
“La cadena de pago sigue siendo un tema difícil, complejo, y seguramente a resolver por muchos de los actores de este mercado”, afirma sin medias tintas Eduardo Irasola, de la distribuidora VIA. “Hay dos variables que perjudican mucho el accionar de las distribuidoras. La primera tiene que ver con que los laboratorios acortaron sus plazos, siendo más estrictos en sus negociaciones. La segunda se relaciona con el veterinario que está con dificultades para cobrar insumos y honorarios en tiempo y forma. Esta combinación complica el escenario crediticio y nos hace ser menos eficientes a la hora de negociar”, analizaba el empresario hacia finales de 2019.
En esa misma línea de pensamiento se ubica Daniel Otamendi, de Krönen. “Las cadenas de pagos no se cortaron, pero a diferencia de otros años el veterinario es más cuidadoso y se han extendido hasta 30 días en los pagos, sobre todo en el interior que, hoy, oscilan entre 75 a 90 días, y en el Gran Buenos Aires, que llegan a 45 días”, precisa.
Y sigue: “Las veterinarias cumplieron con sus mínimos con respecto a los planes sanitarios en 2019, pero a diferencia de otros años, el veterinario trata de invertir capacitando a sus empleados para seguir trabajando”.
Roberto Dughetti, de Panacea, aporta la óptica en el sector de animales de compañía donde la cadena de pagos también sufre dilación en los plazos. “Hay un incremento de la morosidad que se contabiliza con una mayor cantidad de días en la calle, que trae consigo la depreciación monetaria de la recaudación”, sostiene.
Y agrega: “Como denominador común, podría decirse que las existencias debieron adecuarse a la menor demanda, pero, por otra parte, el stock ha sido la manera de defender el patrimonio de cada organización frente al ajuste de precios”.

Kaplun. “El temor a sobrevivir deberia ser un tema constante en el empresario de familia”.

Definir la situación real de los emprendimientos es la base sobre la cual comenzar a trabajar en acciones que permitan, de manera ordenada y metodológica, avanzar en soluciones reales y concretas a diversos problemas.

Cinthia Kaplun
Centro de Empresas de Familia

Estamos de acuerdo con el diagnóstico: hay crisis y todos estamos inmersos en ella.
Las empresas pueden perder valor de un día para el otro y es evidente que los distintos mercados se van achicando con el paso del tiempo. ¿Cómo actuar en estos casos? Se debe poner en marcha un análisis de riesgos empresario – familiares y analizarlos de manera objetiva: porque no se pueden atacar todos los frentes al mismo tiempo.
Nuestros recursos son escasos y en muchos casos, la situación no depende de uno mismo.
El orden es un imperativo. La metodología también.

¿Qué hacer con el análisis de los riesgos propiamente dichos?

Hay que trabajar en equipo.
¿Pero quienes? Los empresarios y también aquellos conforman su círculo íntimo de decisión.
También se debe incluir personas externas a la empresa que puedan ayudar agregando un aporte técnico o metodológico al equipo.
Ese grupo debiera reunirse lo antes posible. Este análisis no debiera llevar más de unos días.
¿Y las etapas? 1) Definir las verdades de la situación actual, aceptadas como base; 2) Definir los riesgos y su importancia relativa; 3) Definir qué hacer y 4) Hacerlo.

1. Definir las verdades de la situación actual, aceptadas como base

Esto hay que hacerlo para no dar vueltas y perder el tiempo.
El riesgo es un dato del negocio.
El temor a sobrevivir, tan presente en el comienzo de la empresa, debiera ser un tema constante en la carpeta del empresario de familia.
La realidad es que, a medida que pasa el tiempo, y con el viento a favor de la economía, algunos empresarios se “insensibilizan”.
No hay piloto automático en el mundo de los negocios.
Para ser exitoso, el negocio debe afrontar riesgos: financieros, industriales, profesionales, políticos, de cumplimiento legal o regulatorio, del medio ambiente, etc.

Un correcto enfoque de aplicación de política aseguradora podrá ayudar a tranquilizar los aspectos por demás conflictivos.

El riesgo es entonces endémico.
Bienvenido sea que esté presente, pues es la contracara del derecho a ser rentables, a ganar dinero.
El riesgo es también inevitable y relevante, tanto para los nuevos negocios como para desarrollo del crecimiento y la innovación en empresas en marcha.
No obstante, si el riesgo es mal manejado, incontrolado o sin fusibles de anticipación, puede poner a la empresa de familia ante una explosión del sueño original y generar enfrentamientos dolorosos entre los miembros de la familia empresaria.
¿Cómo pueden las familias empresarias evaluar cuál es el riesgo normal a correr, implícito en todo negocio, con algún riesgo específico que surge de impreviso? ¿Cuál y cuándo un riesgo es bueno o malo?
¿Cuáles son los riesgos a considerar, y cómo son de diferentes entre la empresa considerada y sus competidoras, proveedoras o cliente?
¿Cuáles son las estrategias apropiadas para enfrentar estos riesgos?
Hay que recordar que lo prioritario es el mantenimiento del patrimonio poseído. Pero también establecer cómo deberán las familias empresarias educar a las próximas generaciones para evaluar y enfrentar con éxito los riesgos de los negocios, para preservar el patrimonio familiar y el lugar a ocupar en el mercado global.
¿Cuáles son las nuevas formas organizativas a poner en marcha para hacer frente a la crisis?
¿Quiénes son las personas a convocar para ayudar, sean internos o externos a la empresa?
Cuidado: este es un trabajo para gente con experiencia en crisis y no para hacer la experiencia en la crisis.

2. Definir los riesgos y su importancia relativa

Los riesgos empresario – familiares son los que se están más habituados a enfrentar. Fundamentalmente, son internos. A continuación, compartimos algunos ejemplos:
Calidad de la dirección, gestión, información y velocidad de puesta en marcha. Estos son cuellos de botella o restricciones en materia de personal; reservas financieras y acceso a fuentes de financiación. Así como también en la gestión de stocks de materias primas, procesos y productos terminados.
Definición de roles y ejercicio del poder del voto en las decisiones.
Participación familiar en las decisiones.
Definición de los límites entre empresa y familia.
Continuación asegurada en el ejercicio del poder y también del manejo.

No hay piloto automático en el mundo de los negocios. Para ser exitoso, se deben afrontar riesgos: financieros, industriales, profesionales, legales, regulatorios, etc.

Por otra parte, los riesgos familiar – empresarios, deberán tomar en cuenta temas como:
Confianza y solidez del vínculo familiar empresario.
Necesidades financieras para cubrir como mínimo durante la época de la crisis. O ¿cuál es el mínimo retiro indispensable?
Capacitación de los miembros familiares, trabajen o no allí, en la situación que afecta o podría llegar a afectar a la empresa.
¿Cuál es el nivel de realidad con la que la familia conoce a la empresa y sus problemas?

3. Definir qué tenemos por hacer

De aquí en adelante todo será sustancialmente más simple que lo anterior.
El trabajo hecho en las etapas anteriores guiará todo lo que se debe realizar a futuro.
A nivel general, los campos sobre los que se trabajará son:
Los “operativos”: comerciales, productivos, de proveedores, de clientes y mercados, financieros del ciclo interno y de las fuentes de aprovisionamiento, organizacionales, de personal y similares.
Los de información, control y seguimiento: no olvidemos que la subsistencia empresaria puede estar en juego.
Los que relacionan a la familia y sus integrantes con la empresa.
En especial la fluida comunicación, incluyendo la rendición de cuentas, el mantenerlos informados de la situación en cada momento.
Este tema es clave.

Con dificultades como las que enfrenta el empresario de familia, la velocidad y profundidad de su reacción serán cruciales.

En un proceso de crisis el combustible imprescindible es el apoyo familiar, trabajen o no en la empresa.
Y casi con seguridad, el más relevante es el de aquellos que no trabajan en la empresa. No nos olvidemos que, detrás del organigrama de la empresa, como si fuera una cara oculta, está el organigrama familiar. Allí reside el quantum del poder en las emergencias.
Finalmente, el tema de los seguros merece un capítulo aparte.
Un correcto enfoque de aplicación de política aseguradora podrá ayudar a tranquilizar bordes o aspectos por demás conflictivos.
No olvidemos que en épocas de emergencia empresaria, las leyes y normas formales siguen vigentes y, para algunos funcionarios, reforzadas, si fuera el caso.

4. Hacerlo

De nada servirá el trabajo previo sin ponerlo en marcha, en forma rigurosa y con convicción.
Recordemos que Noé no planeó solamente el Arca.
La construyó, subió los animales y luchó con la llegada del Diluvio.
Con dificultades como las que enfrenta el empresario de familia, la velocidad y profundidad de su reacción serán cruciales. Nuevamente decimos: mucho de la solución depende del empresario y su equipo.

Un representante del país asiático visitó el Laboratorio Nacional del Senasa y se reunió con autoridades para conocer el mecanismo de producción y control.

Un representante de Arabia Saudita se reunió con autoridades del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) para explorar la posibilidad de que el país asiático importe vacunas antiaftosa desde la Argentina.

Alblowi, Mohammmed Hamad M es consultor de la empresa veterinaria “MAS” y exfuncionario de KFDA –el organismo sanitario del Reino de Arabia Saudita donde continua como asesor–. Este representante visitó la sede del Laboratorio Nacional del Senasa, ubicado en Martínez, donde fue recibido por los coordinadores de Virología y de Bacteriología, Andrea Pedemonte y Bernardo Alonso, respectivamente.

El enviado saudí está realizando una serie de relevamientos en nuestro país, explorando la posibilidad de contar con una vacuna de producción argentina en Arabia y en el resto de la región.

Los profesionales del Senasa explicaron al visitante el funcionamiento del laboratorio, luego Alonso lo acompañó en una recorrida general por las instalaciones, en donde Hamad M remarcó su profundo interés en el control de la vacuna contra la aftosa.

Asimismo, consultó acerca de las posibilidades de que Arabia Saudita importe vacunas argentinas y de capacitar en el Laboratorio Nacional del Senasa a técnicos saudíes en temas referidos al control y evaluación de estos productos.

Sobre la visita, Alonso comentó: “Es trabajo genuino para los argentinos y el Servicio está con las puertas abiertas para este tipo de iniciativas”.

Este laboratorio nacional es único en la región y está reconocido como referencia para fiebre aftosa por la Organización Mundial de Sanidad Animal (OIE). Cabe destacar que Pedemonte es la experta ante dicha entidad internacional.

Fuente: Senasa

Expectativa. Se financiaría la construcción de unidades productivas de escala intermedia a grande en diferentes provincias.

Mediante un acuerdo entre la Asociación Argentina de Productores Porcinos y la Asociación China para la Promoción y el Desarrollo Industrial se avanza en un proyecto que podría generar USD 20.000 millones anuales.

Por la crisis de la Peste Porcina Africana, las grandes empresas chinas productoras de cerdos están interesadas en invertir en nuestro país en asociación con productores nacionales para desarrollar la industria y abastecer a su mercado, gracias a las condiciones locales en materia de recursos, insumos y condición sanitaria, con la certeza de que la erradicación de la enfermedad les podría demandar más de 10 años.
El proyecto para el desarrollo de la producción porcina en Argentina y la exportación a China y otros países de Asia es producto de un trabajo entre varios eslabones de la cadena entre los que se destacan la Asociación Argentina de Productores de Porcinos y Biogénesis Bagó, compañía argentina líder en sanidad animal con fuerte presencia en China y el sudeste asiático.
“Surgió la posibilidad de acercar a las partes para trabajar en una asociación binacional para pasar de una producción de 6 a 100 millones de cerdos en un período de 5 a 8 años”, destacó Esteban Turic, CEO de la empresa y, quien lideró durante 4 años la filial de la compañía en Asia con base en Shanghai.
La iniciativa cuenta con el apoyo oficial: Cancillería, Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca, Ministerio de Producción y gobiernos provinciales y podría convertirse en un proyecto estratégico que permita generar más de 100 mil puestos de trabajo en forma directa y un dinamismo en la economía desde que se comience a construir la primera unidad de producción integrada.
Tanto el sector productivo chino como los organismos de financiación de proyectos internacionales de ese país están dispuestos a financiar la construcción de las unidades productivas de escala intermedia a grande en diferentes provincias las cuales requieren montos de inversión de entre 100 y 150 millones de dólares cada una.
Y lo más importante es que estas granjas nuevas o ampliaciones de granjas existentes se realizarían en asociación con productores locales, facilitando un desarrollo industrial que permitiría agregar valor a los millones de toneladas de cereal que hoy producimos y exportamos para transformarlo en carne de cerdo. Turic destacó, además: “Pocos países tienen el potencial y las condiciones para aumentar su producción de carne de cerdo a gran escala y de manera competitiva. Argentina es uno de ellos y cuenta con los recursos necesarios para hacerlo de manera muy eficiente y sustentable”.

Con foco en la sanidad

El proyecto tiene proyección federal, ya que puede desarrollarse en cualquier provincia que tenga acceso a maíz y soja, principales insumos para la producción de cerdos, generando un dinamismo de las economías regionales y exportaciones anuales por 9 millones de Tn de cerdo cuando el proyecto alcance su madurez.
El presidente de la AAPP, Lisando Culasso resaltó: “Argentina es uno de los mejores lugares para producir cerdos por el status sanitario que tenemos y por la disponibilidad de maíz, soja y agua. Aquí se puede llegar a producir 4000 kgs de cerdo por madre al año. Los sistemas de producción moderna logran sus mejores resultados en granjas productoras de lechones de gran escala y engorde de baja escala, promoviendo la radicación de familias rurales en el campo, en todas las provincias”.
Por su parte, Juan Pablo Cerini, vicepresidente de la Cámara de Productores de Porcinos de Entre Ríos remarcó: “Para la producción de cerdos, cuánto más lejos de los puertos y de los centros urbanos, mejor, ya que esto contribuye a mantener el status sanitario de una granja y hace más eficiente el agregado de valor del grano en origen al reducir los costos de flete. Además, no podemos dejar de mencionar que actualmente Argentina tiene uno de los costos de producción de cerdo más bajo del mundo”.
El objetivo es expandir la producción local y potenciar las exportaciones a China y otros mercados, generando divisas y beneficiando a los productores locales de cerdos y cereales lo que transformaría la producción ganadera de nuestro país.

Daniel Aguado, actual socio y asesor técnico de Veterinaria Centro, dialogó con MOTIVAR sobre la aplicación de Planes Sanitarios Integrales y la metodología bajo la cual se manejan más de 30.000 cabezas, logrando resultados por sobre la media de la región.

Nicolás de la Fuente
redaccion@motivar.com.ar

Con más de 42 años de trayectoria, Veterinaria Centro (Ayacucho, Buenos Aires) ofrece un servicio para la aplicación de Planes Sanitarios Integrales en los campos ganaderos que asesora. Daniel Aguado, actual socio y asesor técnico de la empresa, dialogó con MOTIVAR sobre una metodología bajo la cual se manejan más de 30.000 cabezas, logrando resultados por sobre la media de la provincia. “La clave es lograr una buena base inmunitaria en la cría”, explicó quien forma parte del Grupo de Intercambio Intervet, en el sudeste bonaerense.

1. ¿Cómo surge la idea de ofrecer Planes Sanitarios tercerizados?

Daniel Aguado, socio y asesor técnico de la Veterinaria Centro, Ayacucho (Buenos Aires).

Pasaron 6 años desde la propuesta del Ing. Agr. Manuel Del Carril para tercerizar en nosotros los planes sanitarios de los campos que administra. El primer paso fue presentar un modelo de máxima para todas las categorías, con su costo expresado en kilos de carne por cabeza. Luego armamos el equipo con 2 veterinarios para la coordinación y ejecución del plan anual. Los puntos más importantes tienen que ver con trabajar bajo normas de Bienestar Animal, enfocados en la prevención de enfermedades.
Coordinamos el trabajo, tomando en cuenta tactos y revisación de toros, así como la aplicación de la vacuna antiaftosa y del resto de las incluidas en la propuesta: al destete 3 dosis de vacunas clostridiales, 3 de respiratorias, 2 queratoconjuntivitis, 2 dosis de cobre al pie de la madre y una desparasitada al ternero en febrero y marzo. En la vaca, 2 dosis de reproductivas previo al servicio y al momento del tacto. El plan incluye la vacuna de hemoglobinuria, diarrea, carbunclo y la inversión en pourones, antibióticos y minerales. No tenemos contratiempos.
La clave está en lograr una buena base inmunitaria en la cría.

2. ¿Cuál es hoy la inversión que realizan los productores en el servicio?

Para el caso de un rodeo de cría, en nuestra zona de influencia, es equivalente a 6,7 kilos (tomado el promedio macho hembra de 180 a 200 kilos a $92) por cabeza (vaca, ternero, toro y reposición). Este valor se encuentra hoy levemente por sobre la relación histórica. A ello, debemos sumarle que el costo de ejecución requiere de una inversión adicional de 1 kilo de novillo (Mercado de Liniers) por animal al año.
Si dividimos el valor de este índice por los 5 encierres anuales que proponemos para cumplir el plan ($85 / 5), hablamos de entre $15 a $17 por animal vacunado, incluyendo aquí también los trabajos en la manga, la evaluación y tratamientos.

3. ¿Cuáles son los desafíos de establecer estas propuestas?

Es clave fortalecer una buena relación laboral y de respeto entre los grupos de trabajo, coordinando y ejecutando las tareas para cumplir con los planes en tiempo y forma. Cambiar formas de trabajar bajo normas de bienestar animal no es fácil, pero estamos avanzando. Es fundamental mantener el estado de alerta permanente a lo largo del año, de manera de actuar rápido ante cualquier problema sanitario.

4. ¿Cuál es la metodología de trabajo a campo?

En nuestro caso, sumamos la evaluación del estado corporal de las distintas categorías e insistimos con el armado y funcionamiento permanente de un lote Lazareto, logrando una atención más detallada y minimizando problemas de mortandad.
La categoría de terneros cola al pie de la madre es crítica al momento del destete: sugerimos hacer destete anticipado (enero) para que lleguen a abril / mayo con 200 kilos, mejorando su estado corporal y nivel inmunitario. Fomentamos el control parasitológico permanente con HPG, coprocultivos, test de reducción de huevos y recuentos de larvas en pasturas, haciendo un uso racional de los antiparasitarios de acuerdo con su eficacia.
En la terminación en corrales no tenemos problemas sanitarios. No hacemos metafilaxia en el periodo de adaptación. Se hace un uso racional de los antibióticos. También nos ocupamos de clasificar a los vientres y realizarles los tratamientos de IATF.

5. ¿Y en cuanto al manejo de la información de la hacienda?

Toda la hacienda está trazada desde el primer día, tenemos el historial.
Nuestra propuesta se encuentra bajo el concepto de asesoramiento permanente, por lo cual el intercambio de información es permanente. En nuestras visitas se hacen recuentos de animales y establecemos el uso de planillas en las cuales destacamos los tratamientos que se ejecutan, las categorías sobre las que se aplican, la marca del producto, de qué lado se aplicó y el vencimiento.
Es clave en este trabajo explicarle al productor que la inversión que realiza debe medirse siempre sobre la base del valor de un kilo de ternero producido.

6. ¿Cuál es la importancia de consolidar un cronograma de vacunas?

Las vacunas para bovinos están en constante evolución. Los adyuvantes son cada vez de mayor calidad y a través de los años se percibe un claro avance en estas tecnologías: la respuesta inmunológica que estamos generando es mayor.
En nuestro caso particular usamos siempre vacunas de primera calidad, las cuales sirven para prevenir las pérdidas que causan las enfermedades. Además, al vacunar periódicamente, fuimos reduciendo el uso de antibióticos.
Este es un tema clave, tanto como lo es el uso racional y planificado de los antiparasitarios.

Del 2 al 6 de marzo y con el auspicio de Brouwer, el portal VeterinariosenWeb ofrecerá una capacitación On Line y gratuita para profesionales veterinarios de toda la región.

De la redacción de MOTIVAR
redaccion@motivar.com.ar

El portal líder en capacitación continua, VeterinariosenWeb (www.veterinariosenweb.com) acaba de lanzar un nuevo Webinar gratuito para los profesionales de la región.
Estará enfocado sobre las Enfermedades transmitidas por vectores y sus características particulares en América Latina. Tendrá lugar en 5 días consecutivos, durante los cuales se llevarán adelante 10 encuentros On Line en Vivo, con dos ponencias diarias de 20 minutos cada una. Lógicamente que el cronograma establecido también propone un espacio destacado para realizar preguntas y aportes junto a los docentes.
Si bien en el Cuadro adjunto se detalla el programa y los disertantes de primer nivel que forman parte de la propuesta, vale decir que los interesados en participar pueden solicitar más información vía WhatsApp al 5411-6857-2673 o vía e mail a info@veterinariosenweb.com o a través del Facebook de VeterinariosenWeb.

La metodología

Como se dijo, los encuentros son gratuitos y se desarrollarán en Vivo con los especialistas del Posgrado de Enfermedades Infecciosas y Parasitarias que también organiza Veterinarios en Web. Los participantes que asistan al 75% de los temas recibirán su diploma de asistencia.
En este caso, el Webinar de enfermedades transmitidas por vectores será auspiciado por Brouwer y se desarrollará del 2 al 6 de marzo en los siguientes horarios:

  • 19 horas. México, Costa Rica y también Guatemala.
  • 20 horas. Colombia, Ecuador, Perú.
  • 21 horas. Bolivia, Puerto Rico, Rep. Dominicana y Venezuela.
  • 22 horas. Argentina, Brasil, Uruguay, Paraguay y Chile.

La propuesta educativa es auspiciada por el laboratorio Brouwer y espera reunir a médicos veterinarios de distintos puntos del continente.

El Laboratorio CDV pone sobre el tapete las principales enfermedades que afectan a los bovinos -y a la producción-, destacando los momentos del año donde es clave empezar a prevenirlas con un Plan Sanitario específico.

La buena sanidad y la máxima productividad de los rodeos bovinos están directamente vinculadas. Tal es así que la prevención de las enfermedades que potencialmente pueden afectar a los animales impacta no solo en su bienestar y normal desempeño, sino también en la posibilidad de que los mismos alcancen el máximo potencial productivo por el cual los productores invierten a diario tanto en infraestructura, como en genética, pasturas y la propia alimentación.

Más allá de esto y tomando como base no solo los magros porcentajes de destete que siguen aquejando a la ganadería nacional, sino también las estadísticas que muestran una clara disociación entre las tareas sanitarias que deberían realizarse y las que efectivamente se realizan, es que el laboratorio CDV comparte información de utilidad para que veterinarios y ganaderos puedan ya al inicio de este 2020 comenzar a poner en marcha los planes sanitarios preventivos que redundarán en mejores resultados para todos.

Pero ¿qué enfermedades se deben prevenir? ¿cuándo hay que hacerlo?

Si bien cada región del país y cada campo en particular debe considerar acciones específicas y coordinadas con su Médico Veterinario, se describe aquí una guía general para arrancar el año con el pie derecho:

Tareas de prevención para realizar durante los meses del verano

Sin perder de vista que nos encontramos en una etapa de transición, donde en apariencia son pocas las tareas a realizar en los campos, los técnicos de CDV destacan el trabajo conjunto sobre algunas problemáticas en particular.

Según el Plan Nacional del Senasa la única vacuna de uso obligatorio en el país para ser utilizada en hembras bovinas entre los 3 y 8 meses de edad es la elaborada con Brucella abortus cepa 19, tal como la que dispone el Laboratorio CDV.

Se debe aplicar la vacuna de 2 ml, vía subcutánea detrás de la paleta o en la parte superior de la tabla del cuello. El producto se presenta liofilizado al vacío y debe reconstituirse con el diluyente, momentos antes de su aplicación.

Si bien es una enfermedad causada por múltiples factores, se recomienda vacunar al rodeo  para prevenir cuadros oculares, respiratorios y nerviosos producidos por los virus de IBR, BVD/MD, HVB-5, Moraxella bovis y Branhamella ovis.

En este caso, desde CDV se recomienda aplicar la vacuna de 5 ml teniendo en consideración dos dosis, con 25 – 30 días de intervalo en la primovacunación a bovinos mayores de tres meses de edad. Es clave revacunar una vez al año antes de la época de mayor incidencia (meses de verano).

La vacuna previene estos cuadros tanto en jóvenes como en adultos.

Tareas de prevención para realizar durante los meses del otoño

Ya en esta época los esquemas ganaderos entran en una etapa crucial para su futuro rendimiento económico. Es allí donde además de aplicar una serie de vacunas estratégicas al momento de los destetes, los productores deben considerar algunas vacunaciones obligatorias.

El objetivo es claro: prevenir la Fiebre Aftosa en bovinos con una vacuna que debe ser aplicada únicamente según las normas que determine el Senasa.

La vacuna de CDV contiene virus de la Fiebre Aftosa tipos 01 Campos, A24 Cruzeiro, A Argentina 2001 y C3 Indaial en cultivos de células BHK, inactivadas con BEI y con adyuvante oleoso.

En el caso de los bovinos, se deben aplicar 2 ml, vía intramuscular profunda o subcutánea detrás de la paleta o tabla del cuello. Confiere inmunidad activa durante 6 meses en animales menores de 6 meses de edad y primo vacunados y durante 12 meses en animales revacunados.

A fin de prevenir el Carbunclo Bacteridiano producido por Bacillus anthracis en bovinos, este es un momento estratégico para revacunar a la hacienda que fuera inmunizada previamente en la primavera pasada.

Se aplica la vacuna de 2 ml, en animales mayores a los 3 meses de edad.

Como se dijo, más allá de las vacunaciones obligatorias contra Aftosa y Carbunclo, será clave insistir con vacunaciones que permitan reforzar la inmunidad frente a cuadros respiratorios, nerviosos y oculares producidos por los virus de IBR, BVD/MD, HVB-5, PI3, BRSV y las bacterias asociadas.

Para ello, el Laboratorio CDV cuenta con su vacuna CDVac Feedlot Plus; preventiva de cuadros respiratorios, nerviosos y oculares. En terneros, recomiendan aplicar 2 dosis, con intervalo de 21 días, como mínimo 30 días antes del destete. Revacunar 1 o 2 veces al año, según criterio profesional.

CDV cuenta con una línea completa de vacunas clostridiales, desde vacunas básicas, como la Clostridial Triple, hasta vacunas más completas como la CDVac Clostrimax T (preventiva de Mancha, Gangrena gaseosa, Enterotoxemia, Edema maligno, Hepatitis necrótica, Muerte súbita, Cabeza hinchada, Hemoglobinuria y Tétanos). También cuenta con vacunas especificas para enfermedades puntuales como, Botulismo y Hemoglobinuria.

 

Descargá las vías de administración y dosis recomendadas para la línea de vacunas Clostridiales de CDV.

 

  • Complejo Queratoconjuntivitis

En los campos que hayan sufrido brotes, reforzar la inmunidad de la hacienda con las vacunas de CDV de Queratoconjuntivitis.

  • Brucelosis

Es clave aprovechar estos meses para vacunar a aquellos animales que no fueron inmunizados. Aplicar la vacuna de Brucelosis de CDV contra la enfermedad.

En campos con alta incidencia de la enfermedad se recomienda realizar un refuerzo con vacuna Leptospirosis al tacto. De Igual forma podemos aplicar la vacuna Viral Reproductiva en estas categorías preñadas.

  • Diagnóstico de Preñez

Es estratégico aquí que veterinarios y productores se focalicen en detectar los animales vacíos, para no sobrecargar el campo con animales improductivos y buscar las posibles causas de esta situación para prevenirlas y corregirlas.

  • Desparasitación estratégica

También es momento que veterinarios y productores evalúen cómo pasaron los vientres el verano, recomendando una rotación antiparasitaria estratégica para no generar resistencia a los productos. Podemos tomar muestras de materia fecal para ver la carga parasitaria y con estos resultados plantear desparasitar o no.

 

Parásitos – Recomendaciones para toma de muestras

 

Tareas de prevención para realizar durante los meses del invierno

Entre otras acciones de manejo estratégicas, durante esta etapa será crucial prevenir una enfermedad clave en los recién nacidos por medio de la vacunación de las madres: la Diarrea Neonatal.

Con las vacunas de CDV se buscará prevenir cuadros clínicos de Diarrea Neonatal causados por infección con Rotavirus y Coronavirus, E. Coli, Salmonella y Enterotoxemia producida por Clostridum perfringens tipo D. La vacuna de CDV (Link) es de 5 ml y se aplica vía subcutánea, recomendándose dos dosis con 30 días de intervalo a la madre preñada en el último tercio de la gestación. Revacunar anualmente con una dosis. A terneros hijos de madres no vacunadas aplicar dos dosis a los 15 y 30 días.

Asociada a la vacunación de Diarrea Neonatal a las madres, es recomendable la aplicación de Viral Respiratoria, de esta manera podremos transferir al ternero, vía calostro, anticuerpos contra enfermedades respiratorias, siendo la prevención de estas de gran importancia en los terneros por su susceptibilidad.

Más allá de la revisación clínica de los toros, será crucial inmunizarlos frente al Complejo Reproductivo 2 veces al año (en invierno y previo al servicio).

Será clave buscar 2 raspajes consecutivos negativos para cada una de estas enfermedades en los toros. Es importante el trabajo coordinado con el laboratorio de diagnóstico. También aquí será imprescindible avanzar con los sangrados para Brucelosis y la realización de la prueba de tuberculización.

 

Toma de Muestras – “Síndrome de Vaca Vacía – Baja Fertilidad”

 

Entre los reactivos de diagnóstico que produce y comercializa CDV, se destaca su Tuberculina PPD Bovina, producto de uso generalizado para el diagnóstico de la tuberculosis y universalmente empleado en los Programas de Control y Erradicación de la enfermedad en los bovinos.

A su vez, CDV pone a disposición de veterinarios y productores, su Tuberculina PPD Aviar, reactivo de uso para el diagnóstico comparativo o diferencial de la tuberculosis en bovinos.

  • Carencias minerales

Estar atentos a las carencias minerales que pueden presentar las diferentes categorías según sus necesidades. De ser necesario, realizar análisis de laboratorio para determinar la falta de suplementación.

 

Conocé el Instructivo para la toma de muestras para PB Perfil Bioquímico

 

Tareas de prevención para realizar durante los meses de primavera

Es una etapa decisiva. Fundamental tener en claro lo que estamos haciendo para definir el futuro del rodeo. Ya lanzamos los servicios y vamos a aplicar vacunas que nos van a proteger contra enfermedades futuras. Algunas obligatorias (Aftosa y Carbunclo).  ¿Y en los terneros?

  • Insistir con la prevención de los complejos clostridiales, de queratoconjuntivitis y respiratorios.

Es la primera intervención para protegerlos con las vacunas de 5 ml de CDV.

  • Reforzar la inmunización contra el síndrome reproductivo

Fundamentalmente en las vaquillonas y vacas que van a entrar al servicio.

  • Desparasitaciones

Toma de muestras en adultos y  jóvenes para el diagnóstico coproparasitológico. Según los resultados y criterio del Médico Veterinario, se realizará la desparasitación estratégica.

La sanidad es uno de los pilares fundamentales de la ganadería, un rodeo que no goce de un buen estado sanitario no podrá expresar su máximo potencial productivo. Las acciones a las que hicimos mención tienen ese fin, generar un óptimo estado de salud de nuestro rodeo, apuntando siempre a prevenir y anticiparnos a los problemas que se puedan presentar.

El Plan Sanitario Preventivo debe ser supervisado por el Médico Veterinario y  su correcta implementación dependerá del trabajo en conjunto del profesional con el personal de campo encargado del rodeo.

Inversión en prevención, mayor producción.

 

Cerca. El INTA acompaña la llegada de productos probióticos al mercado, evaluando su eficiencia.

Desde el INTA Pergamino estudian el uso de estos productos en la alimentación avícola (pollos parrilleros). Los resultados alcanzados indican que ayudan a reducir la mortalidad y mejorar la conversión alimenticia.

Los efectos beneficiosos de los probióticos, los transforma en una alternativa viable como remplazo a los antibióticos promotores de crecimiento (APC), actualmente prohibidos en el país. A su vez y evaluados en la Sección Avicultura deI INTA Pergamino (Buenos Aires) en pruebas de crecimiento con pollos parrilleros, demostraron capacidad para mitigar la falta de uso de los APC.
De hecho, en un estudio publicado recientemente, los investigadores dan cuenta de cómo funcionan distintos aditivos en reemplazo de los antibióticos promotores de crecimiento. Allí demostraron que pueden ser una herramienta más para adoptar junto con un buen manejo de las granjas, uso de enzimas y prebióticos.
“Hicimos pruebas de crecimiento donde evaluamos el desempeño de los animales, comparándolos con los antibióticos promotores de crecimiento, los que se venían usando hasta la fecha”, explicó Bernardo Iglesias, investigador de la Estación Experimental Agropecuaria Pergamino (EEA) del INTA.

Las formulaciones de probióticos disponibles en el mercado contienen la bacteria láctica Pediococcus acidilactici que, en el intestino de los pollos, controla la flora patógena como Escherichia coli, Salmonella y Clostridium, entre otros.

Valde decir que los probióticos “compiten con los microorganismos patógenos que pueden generar en los pollos disbacteriosis o disbiosis a nivel intestinal”, indicó Iglesias, coautor del ensayo junto con Jorge Azcona, María Viviana Charriére, Alberto Cabrera y Tobías Zamprile.
De acuerdo con los estudios en el tema, las formulaciones de probióticos disponibles en el mercado contienen la bacteria láctica Pediococcus acidilactici que, en el intestino de los pollos, controla la flora patógena como Escherichia coli, Salmonella y Clostridium, entre otros.
Esto favorece la flora láctica benéfica, una de sus acciones más importantes y cuyo efecto se traduce en una mejora en los resultados zootécnicos.

A las pruebas

El ensayo con un probiótico comercial se aplicó en condiciones de un modelo de desafío generado en Pergamino que utilizó 864 pollitos BB machos de un día de vida. “Las condiciones de salud para los animales fueron estresantes y a nivel intestinal les generó algún tipo de problemas”, explicó.
Esto incluyó utilizar cama de reuso –de crianzas anteriores– y húmeda, en pos de dar lugar al crecimiento de bacterias.
“Una de las condiciones en el uso de probióticos es ganarle de mano a la posible bacteria que pueda ocasionar la disbacteriosis, para lo cual se le da una alta dosis en el primer alimento que consume el pollito”, indicó Iglesias y agregó: “El uso depende del protocolo de cada probiótico”.
De los resultados obtenidos, se desprende que “estos productos por sí solos no van a reemplazar a los antibióticos, sino que son un eslabón más de una cadena que se complementa con el manejo, los vacíos sanitarios, la disminución de las cargas animales por nave, entre otros”, observó.
En pruebas con animales en condiciones experimentales, los expertos se encontraron que, si se controlan todas las variables para un crecimiento óptimo, estos animales crecen más que si se usan APC.
“Esto sucede porque los antibióticos barren con gran parte de la flora bacteriana del intestino, tanto patógena como benéfica”, explicó Iglesias.
Los agentes promotores de crecimiento comenzaron a regularse el año pasado en la Argentina a través de la Resolución 594 del Senasa, lo que obliga a buscar alternativas a este tipo de productos.
En este sentido, muchas empresas ya están en el mercado con productos de estas características y el INTA los acompaña evaluando su eficacia y buscando alternativas de uso a través de protocolos de administración más eficientes.

Fuente de la información: INTA.

PARA GRANJAS DE ENGORDE DE POLLOS PARRILLEROS

Un simulador económico productivo

En los últimos años, la avicultura de parrilleros ha experimentado un importante crecimiento en el mundo y particularmente en Argentina. Este sector cuenta con un gran número de granjas con muchas heterogeneidades: escala, nivel tecnológico, factor humano, etc.
La combinación de dichas variables genera un sinnúmero de posibilidades que se expresan en resultados productivos y económicos. Dicha complejidad, limita al dueño de granja o inversor en su posibilidad de realizar análisis financieros, económicos y productivos.
En este contexto, y con la finalidad dar claridad a la situación del sector, se desarrolló una herramienta software web, de tipo simulador económico-productivo, denominado Parrillero, que fue desarrollado en conjunto entre profesionales del INTA y del INTI.

Características del software

Parrillero es una herramienta de uso común y gratuito, que busca contribuir a la profesionalización de la actividad, al brindar información suficiente para la realización de evaluaciones o predicciones respecto a precio, costos, inversiones, rentabilidad y eficiencia de la actividad.
El usuario podrá ingresar datos de su granja de engorde, como, por ejemplo: el tamaño e inversión en galpones e instalaciones, cantidad y resultados productivos obtenidos en crianzas, el precio obtenido, los gastos realizados y una síntesis de su situación tributaria.
Parrillero calcula una variedad de indicadores que le permitirán evaluar la actividad. La información que se brinde puede ser real, para analizar una situación actual, o también se puede optar por simular crianzas o inclusive una granja, para evaluar posibilidades de inversión. El software Parrillero se encuentra ya disponible en el siguiente enlace: www.parrillero.com.ar.

Más información: Gange Juan Martín: gange.juan@inta.gob.ar – Cecilia Ferrari: ferrari.maria@inta.gob.ar.