fbpx
MOTIVAR- Descarga – Main
HomeEdición Impresa“Un buen artículo científico debería parecerse a uno de divulgación”
APORTES AL CONOCIMIENTO GENERAL

“Un buen artículo científico debería parecerse a uno de divulgación”

Cinco investigadores debatieron sobre cómo ven la comunicación desde su lugar de editores de revistas científicas y de divulgación de la Argentina.

JUAN MANUEL REPETTO
Sobre la Tierra (Fauba)
Sobrelatierra.agro.uba.ar

A la par del crecimiento de las revistas científicas, en los últimos años aumentó la cantidad de publicaciones orientadas a divulgar este tipo de contenidos.
Muchos investigadores decidieron ir más allá de los clásicos papers dirigidos a sus pares y escribir con un lenguaje llano y formas más cercanas al periodismo para trasmitir sus conocimientos a un público más amplio y no experto.
Sobre la Tierra entrevistó a cinco investigadores, que a la vez son editores o integrantes de las asociaciones responsables de las publicaciones, para conocer cómo abordan la comunicación desde revistas científicas, de divulgación y otras publicaciones que también incluyen la colaboración de estudiantes de universidades nacionales, donde pueden publicar sus primeros trabajos.

Impacto cualitativo
Según Esteban Jobbágy, editor general de la revista científica Ecología Austral, de la Asociación Argentina de Ecología, “en las últimas décadas cambió la forma en que nos comunicamos. Si bien las publicaciones científicas pueden ser un aval para el trabajo de un científico, también intentamos abrir el juego más allá del paper. Un buen artículo científico debería ser cada vez más parecido a uno de divulgación, si queremos que alguien de otra disciplina nos entienda. Estamos tratando de que ambas formas de comunicar converjan y se hibriden”.
“Nuestro sistema científico todavía está muy encerrado en su mundo. A veces la divulgación es vista como un mal necesario”, lamentó Jobbágy, quien además es investigador del Conicet con sede en la Universidad Nacional de San Luis, y propuso cambiar el eje del debate, anteponiendo la palabra ‘involucrarse’ a ‘divulgar’.
Con esto se refirió a la posibilidad de participar como científicos en el debate de temas de interés que afectan a toda la sociedad, desde medios masivos de comunicación o desde una revista científica. “En Ecología Austral identificamos unos 20 artículos que fueron influyentes en cómo se investiga en la Argentina. Esos impactos cualitativos son más importantes que el modo cuantitativo con el que suele valorarse un paper, por la cantidad de citas alcanzadas”.
Desde otra perspectiva, María Semmartin se refirió a los alcances de Ciencia Hoy, una publicación enfocada en la divulgación de contenidos científicos: “Conozco casos de ecólogos que escribiendo en nuestra revista tuvieron un impacto local mayor al de sus mejores trabajos en las revistas internacionales”.
“Hoy tenemos una sociedad ávida de información de primera mano. Creo que hacemos una contribución en ese sentido. Si bien es muy valioso el aporte de los periodistas, también tiene mucho valor contar con un experto que escriba una nota sobre un problema que afecta a la sociedad”, consideró Semmartin, quien además de ser una de las editoras de la revista, también es docente de la cátedra de Ecología de la Facultad de Agronomía de la UBA (FAUBA).

Ampliar el público
Más allá de las revistas científicas o de divulgación, el desafío de comunicar incluye la posibilidad de estar presentes en espacios muy variados.
Carina Álvarez, secretaria de la Asociación Argentina de Ciencias del Suelo, que edita la revista científica Ciencia del Suelo, manifestó que el público en los últimos años se expandió. “Actualmente, los técnicos leen el material con mucha más asiduidad y evalúan con criterio la calidad de los trabajos. También nos preguntamos si debemos generar una publicación más técnica, que sirva para difundir en el medio productivo en general”.
“Es importante acercar la ciencia a la sociedad en general, ampliar el abanico de lectores y comunicarnos de una forma más directa”, dijo Patricio Murphy, secretario administrativo de la revista científica Agronomía & Ambiente, de la Facultad de Agronomía de la UBA.
Y añadió: “Para eso el autor de un paper tendría que tratar de abandonar el vocabulario académico con el que se dirige sólo a sus pares”.

Importancia local
Los investigadores destacaron la importancia de contar con revistas publicadas en la Argentina. “Nos permite visibilizar temas que no interesan a las publicaciones internacionales, porque en nuestras disciplinas hay temas que tienen importancia local y no necesariamente global, como la salinización de suelo bajo agricultura de secano o el déficit de nutrientes de los suelos agrícolas”, dijo Jobbágy.
En el mismo sentido, Semmartin subrayó la necesidad de contar con un espacio para el tratamiento de problemáticas ambientales que son propias de la región, como el cambio climático y la biodiversidad. “Los colegas deberían ser capaces de escribir en términos que pueda comprender un lector no experto, incluso para aportar material de estudio a las escuelas primarias y secundarias”.
Álvarez agregó: “Por un lado hay mucho conocimiento de importancia local para comunicar, no sólo a los científicos sino a los técnicos, porque en nuestro país tenemos particularidades de manejo y edafoclimáticas, por ejemplo. Otra ventaja de las revistas editadas en el país es la accesibilidad del idioma”.

Primeros trabajos
La Licenciatura en Economía y Administración Agrarias (LEAA) de la FAUBA edita semestralmente una publicación de acceso abierto y digital que se denomina Apuntes Agroeconómicos, cuyo objetivo es plasmar los primeros avances de las investigaciones de sus estudiantes y graduados.
“Nuestros autores en este momento de sus carreras no podrían acceder a otro tipo de revistas científicas porque tienen otras exigencias. Nuestra idea es que sus trabajos puedan difundirse en la comunidad y que los posibles futuros alumnos también tengan una aproximación sobre lo que se puede estudiar e investigar en la FAUBA”, dijo Marina Dossi, docente de la cátedra Economía General y Subdirectora de LEAA. “La difusión nos parece muy importante para que se conozca cómo se aborda el sector agropecuario en nuestra carrera desde una visión integral, teniendo en cuenta cómo está inserto en la sociedad, qué influencias tiene sobre el ambiente, la economía y la producción”, concluyó.

comments

POST TAGS:
COMPARTIR:
Valoración: