fbpx
MOTIVAR encabezado diarios
HomeInstagramNormativas para expandir mercados

Normativas para expandir mercados

Con la implementación del Sistema de Tipificación de Carne Bovina establecido por la Resolución 195/2019, comienza una nueva etapa en la comercialización de la carne argentina, estableciéndose parámetros de calidad objetivos que puedan responder a las demandas más exigentes de los consumidores.

El Ministerio de Agricultura, Ganadería y Pesca de la Nación continúa modernizando la legislación para adaptar la industria ganadera a los nuevos requerimientos de los mercados. En este sentido, el jueves 24 de octubre publicó en el Boletín Oficial la Resolución N° 195/2019 relativa al nuevo Sistema de Tipificación de Carne Bovina. Esta normativa complementa lo establecido por la Resolución 32/2018, publicada el año anterior, con el fin de brindar mayor objetividad a la clasificación y tipificación de la res bovina.

La nueva resolución establece parámetros objetivos para los atributos: pH, punto de corte del bife, área de ojo de bife (AOB), espesor de grasa dorsal (EGD), iluminación, color del músculo, color de grasa y marmoleo.

La objetivación de estas variables, junto con la edad del animal (dentición), son las principales determinantes de la calidad presunta de la carne. Al estar parametrizados, permitirá al sector productivo orientar su selección genética y manejo, seguimiento e información de los resultados y mejora continua.

El mercado demanda

La Carne Argentina es un producto tradicionalmente reconocido y valorado tanto por el consumidor interno como por los clientes internacionales. Aun así, hoy se requiere desarrollar mayores aptitudes para competir en todos los mercados y satisfacer las exigencias de múltiples compradores.

Los sistemas de tipificación bovina en los principales países productores del mundo han evolucionado incluyendo parámetros objetivos asociados a la calidad y al rendimiento de carne. Esto permite a los compradores seleccionar productos de su preferencia y a los vendedores orientar sus producciones según los perfiles de sus clientes. De esta manera se podrán diferenciar atributos, lo cual repercutirá en una diferenciación de la valuación de lo que hoy se vende a precio promedio.

Trabajo colectivo

Cabe destacar que esta tarea es producto del trabajo de equipos interdisciplinarios integrados por agentes del Ministerio y su organismo descentralizado INTA; y siempre dentro del esquema de trabajo público-privado para la generación de políticas de Estado sostenibles. Es decir, la propuesta fue presentada, analizada y consensuada con los representantes de toda la cadena de valor de la carne bovina (productores, asociaciones de razas, consignatarios, industria frigorífica, matarifes y exportadores).

Fuente: Senasa

comments

COMPARTIR:
Valoración: