fbpx
MOTIVAR encabezado diarios
HomeInstagram“El dolor es el principal motivo de consulta en las veterinarias de todo el mundo”
FORMACIÓN CONTINUA A NIVEL NACIONAL PARA LOS PROFESIONALES DE LA ACTIVIDAD PRIVADA

“El dolor es el principal motivo de consulta en las veterinarias de todo el mundo”

Desde la Sociedad Iberoamericana de Algiología Veterinaria, Marcelo Zysman repasa la importancia de esta materia en la clínica diaria y describe el trabajo de capacitación que se encuentra realizando en todo el país.

De la Redacción de Motivar
redaccion@motivar.com.ar

Zysman. Recorriendo el país con la SIAVet.

Zysman. Recorriendo el país con la SIAVet.

“Con el paso del tiempo, nos dimos cuenta de la total carencia de conocimientos específicos que existe en nuestro medio sobre lo que el dolor significa tanto en los animales de compañía, como en las actividades pecuarias. Y lo mismo ocurre al momento de evaluar las estrategias analgésicas disponibles”.
Así de concreto fue Marcelo Zysman al repasar la actualidad de lo que es la Sociedad Iberoamericana de Algiología Veterinaria.
“No tenemos una Comisión Directiva, sino un Comité Ejecutivo. Somos gente de hacer”, le explicó el médico veterinario argentino a esta MOTIVAR.
Y reforzó: “Ya estamos promediando un plan de trabajo a 5 años, por el que se decidió no hablarle como objetivo final al especialista; queremos mejorar el estatus quo del colega generalista, el veterinario clínico, y transmitirle un mensaje claro, basado en experiencia y conocimientos prácticos”.
Sobre esta estrategia es que la SIAVet se encuentra realizando diversos Talleres Prácticos por distintas partes de nuestro país, muchos de los cuales han sido concretados en conjunto con colegios y consejos profesionales de diferentes provincias argentinas.
“La concurrencia es masiva y la recepción por parte de los colegas es excelente. Temas como la anestesia y la analgesia son estratégicos porque atraviesan a la práctica veterinaria en su conjunto, desde el momento en que realizamos una placa radiográfica, atendemos un perro con cólico, manejamos una cirugía o la atención de un paciente gato traumatizado”, sostuvo Zysman no sin antes resaltar que los profesionales requieren de procedimientos prácticos y ejecutables en su día a día. “Si bien muchas clínicas veterinarias no están en condiciones (ni tienen las herramientas crediticias a disposición) de incorporar aparatología, es clave saber que siempre hay algo que podemos hacer; ese es el punto de partida”.
Frente a esto, el referente internacional en la materia abordó junto con MOTIVAR la problemática ligada a la técnica TIVA (Anestesia Total Intravenosa), destacando la importancia de saber cómo ejecutarla y monitorearla y poder elegir sistemas de trabajo para abordar los diferentes desafíos del día a día.

“Temas como la anestesia y la analgesia son estratégicos porque atraviesan a la práctica veterinaria en su conjunto, desde el momento en que realizamos una placa, hasta en una cirugía”.

“Si bien este tipo de anestesia es la más frecuente, es habitual que no se realice correctamente. Generalmente no se utilizan las drogas indicadas para mantener la relajación muscular, la hipnosis y la analgesia del animal durante nuestra intervención”, explicó Zysman. Y avanzó: “En los Talleres que realizamos, buscamos también repasar el vademécum actual y en base a ellos evaluar diferentes tipos de estrategias y/o protocolos”.
Dejando en claro que la realidad de los profesionales no es la misma a lo largo y a lo ancho de nuestro país, Zysman se mostró agradecido con los veterinarios que asisten a los Talleres de la SIAVet. Y resaltó: “A pesar de la pésima formación universitaria en este campo, los colegas buscan superarse: se informan y capacitan para poder dar un salto de calidad y ofrecer un mejor servicio a sus pacientes y clientes. Quieren seguir creciendo. Debemos acompañarlos”.

Más que una especialidad

Interesante fue en nuestro diálogo conversar con Marcelo Zysman de la actualidad que viven los especialistas en dolor en nuestro país.
“Esta realidad no surgió de un día para el otro. Hace unos 25 años, un grupo contado de colegas apostamos por abordar a los pacientes con dolor, inclusive y más aún en el campo no quirúrgico, que componen más del 90% de los casos”, inició Zysman. Y continuó: “Si bien muchos nos miraban de reojo, con el devenir del trabajo de quienes nos dedicamos a dolor, el colega empezó a entender que hablamos de un tema que transversaliza todas las especialidades, la profesión entera. No podemos dejar de ver que el dolor es la consulta número uno en las clínicas veterinarias de todo el mundo”.
Más allá de esto, nuestro entrevistado destacó que, al compás de estos avances y de la mayor participación de especialistas que asisten a las veterinarias clínicas de manera externa, la industria también empezó a acompañar con herramientas terapéuticas, fármacos y equipamientos.

“Hoy es poco probable que en una veterinaria no haya, al menos, un analgésico antiinflamatorio (AiNE), situación que hasta hace no más de 15 años se resolvía, mal, con un corticoide”.

“Hoy es poco probable que en una veterinaria no haya, al menos, un analgésico antiinflamatorio (AiNE), situación que hasta hace no más de 15 años se resolvía, mal, con un corticoide. Si la industria acompaña y el colega se capacita, crecemos todos”, destacó Zysman para luego enumerar el grado de avance en el uso de herramientas específicas.
“En materia de infraestructura, cada vez es más frecuente encontrar centros veterinarios con equipamientos para anestesia inhalatoria, monitoreos quirúrgicos, etc. Es tecnología que, lentamente, el colega va adoptando”, destacó el profesional. Y agregó: “Ya en el campo de la farmacología podemos decir que el desarrollo supera por mucho a la oferta de 10 años atrás, el crecimiento ha sido exponencial y sin dudas lo seguirá siendo con nuevos lanzamientos en los próximos años”.
Finalmente, Marcelo Zysman destacó los avances que se esperan en la materia mediante el uso de algunos antiinflamatorios no esteroides, anticonvulsivantes, opioides, condroprotectores y cannabinoides”.

Marcar la diferencia

“Es clave que los veterinarios entendamos que si los laboratorios tienen patentados 170 AIE no esteroides, todos no son lo mismo. Por más parecidos que suenen sus nombres, cada uno de ellos tiene beneficios adicionales o restricciones iniciales al momento de su uso”. Así abordó Zysman la problemática ligada a la falta de conocimiento a la que inicialmente hacía alusión.
Y cerró su diálogo con nuestro medio: “Tenemos que estar muy atentos también a todo lo que tiene que ver con los pacientes oncológicos. Sobre todo, si sabemos que el 95% de los tumores sólidos en perros y gato cursan con dolor. De hecho, muchas veces este es el motivo de consulta inicial. Esto requiere aprender a tratar al paciente y no a la enfermedad. Muchos perros y gatos que no son tratados mueren por dolor. El dolor es inevitable, el sufrimiento es opcional”.

comments

COMPARTIR:
Valoración: