Este viernes 18 de julio se llevará adelante una Jornada de Actualización para veterinarios sobre Diarrea Viral Bovina. Allí, el Dr. Anselmo Odeón (EEA INTA Balcarce) compartirá información relevante sobre el Impacto Económico y el control de la DVB.
Por su parte, Demian Bellido (Vetanco), presentarán una nueva generación de vacunas para bovinos: “Vedevax Block, primera vacuna a subunidades direccionada contra Diarrea Viral Bovina.

Organizan: Vetanco y Laboratorio 9 de Julio.
Auspicia: VIA.
Cupos Limitados.
Contacto e inscripciones: info@lab9dejulio.com.ar

 

A partir de lo ocurrido con la Peste Porcina Africana en China, el Senasa evaluó el efecto potencialmente diseminador que podría tener la concentración de cerdos por lo cual no estarán presentes en las próximas exposiciones en La Rural y Fericerdos.

La peste porcina clásica fue erradicada de Argentina hace ya muchísimos años y este flagelo, al igual que la Peste Porcina Africana (PPA), son enfermedades virales, muy contagiosas y de alta mortandad. “ El impacto a nivel mundial es notable, no solo desde el punto de vista del mercado cárnico sino también para los granos. Para darles una idea China tiene 500 millones de cerdos sobre 2.000 millones que existen en todo el planeta y produce 56 millones de toneladas de carne de cerdo, que es casi el 50% de la producción mundial. China tiene 1.500 millones de habitantes y el consumo per cápita es de 30 kilogramos, por ende, el impacto del que están hablando en torno al 30% de la caída en la producción, es imposible de abastecer por cualquier otro origen productor. Entonces esto produce un reacomodamiento de los mercados porque baja la demanda de maíz y de fuentes proteicas”, indicó Jorge Brunori, referente del sector porcino del INTA en un reportaje realizado por el periodista Alexis Zegatti en Radio Villa María AM 930.

Dada la situación actual de la PPA en el mundo (ver más en Motivar), aún cuando la enfermedad no se encuentra presente en la región ni en nuestro país, el Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa), evaluó el efecto potencialmente diseminador que podría tener la concentración de cerdos. El ingreso del virus a través de público que eventualmente proviniera de países donde está presente la enfermedad, podría tener consecuencias devastadoras en la industria porcina.

En los últimos años, el virus de la PPA proveniente del África subsahariana, se ha expandido y recirculado en países de Europa. Más recientemente se ha multiplicado en lugares del continente asiático y representa un riesgo considerable el ingreso de la enfermedad a través de pasajeros provenientes de esos países.

Para prevenir el ingreso, el Senasa reforzó los controles en puntos fronterizos claves. No obstante, si estos controles fueran superados, existe la probabilidad de que los pasajeros que puedan vehiculizar el virus en alimentos, ropas y calzados, tomen contacto con cerdos del país, creando el escenario propicio para iniciar la infección en nuestro territorio. Este conjunto de posibilidades, podría tener un impacto crítico si sucediera en un evento de las características de las exposiciones rurales.

Las exposiciones de animales son autorizadas y controladas por Senasa, que dentro de sus funciones tiene la de defender los ganados en el territorio de la República Argentina contra la invasión de enfermedades contagiosas exóticas, tal como lo describe el Ley N° 3.959, estableciendo reglamentaciones complementarias para tal fin. Como antecedente, durante la pandemia de gripe porcina en 2009, no se realizó concentración de cerdos en exposiciones en centros urbanos (La Rural) por las consecuencias tanto en la salud pública como en los animales.

La Resolución Senasa N°793/2019, publicada hoy en el Boletín Oficial, prohíbe la concentración de cerdos en exposiciones rurales que permitan la concurrencia de público en general, dado que este puede provenir de países infectados o haber tenido contacto con la enfermedad, de acuerdo a lo informado por la Organización Mundial de Salud Animal (OIE) en su página web

Sin embargo, en la comercialización de cerdos pueden producirse diferentes tipos de concentraciones en los que el Senasa interviene para controlarlos sanitariamente. Esta nueva normativa nos permite evaluar si implica aumentar el riesgo de contagio y diseminación de esta enfermedad que preocupa a todos los servicios veterinarios del mundo.

Finalmente, cabe agregar que esta normativa no surge como iniciativa exclusiva del Senasa como medida de prevención para el ingreso de la PPA, sino también por la demanda de asociaciones de productores porcinos que ven en riesgo los logros alcanzados en el desarrollo del sector durante los últimos años.

Todos somos responsables de mantener al país libre de enfermedades de alto impacto en la producción y en el comercio internacional. Siga las recomendaciones del Senasa y colabore en su difusión. Juntos podemos proteger a nuestra producción animal.

Fuente: TodoCerdos y Senasa

Fernando Luna. «Los laboratorios de diagnóstico invertimos en ajustar las técnicas para ofrecer un servicio rápido y de calidad a los clientes».

 

Campylobacter y Tricomoniasis son enfermedades que siguen vigentes en cerca del 20% de los establecimientos del país. Su sola presencia afecta los rendimientos productivos de todo el establecimiento.

Fernando Luna
Laboratorio de Diagnóstico CDV
Fernando.luna@cdv.com.ar

Los productores ganaderos argentinos representan el primer eslabón de la cadena de producción de alimentos. Trabajan incansablemente para producir más kilos de carne o litros de leche, produciendo de esa manera, proteína animal de alta calidad, con la seguridad sanitaria que hoy se requiere.

Los ministros de Salud del G-20 acordaron cuatro prioridades sanitarias globales, dos de las cuales tienen relación directa con la producción primaria del ganado vacuno: su bioseguridad e inocuidad como alimento. En estos conceptos se engloban temas como la resistencia a los antibióticos (por uso sin prescripción / receta veterinaria) y la Tuberculosis.

Para esto cumplir con esto, el país necesita sí o sí que los productores tengan los animales de sus rodeos sanos. ¿Y esto cómo se logra?

  • Cumplimiento estricto de un calendario sanitario (planes de vacunación).
  • Desparasitaciones estratégicas.
  • Aportes nutricionales y minerales adecuados para cada categoría animal (nutrición).
  • Control de Brucelosis y Tuberculosis (Plan Nacional de erradicación y control en marcha en nuestro país).
  • Bienestar animal.
  • Agua (control bacteriológico y físico químico chequeados periódicamente).
  • Alimentos a suplementar como granos, silos, subproductos de maíz, algodón y de producciones regionales, analizados previamente para detectar Micotoxinas.
  • Revisación de los toros para control de enfermedades venéreas, que son hoy, la primera limitante. Son el punto de partida para empezar a pensar en aumentar los magros porcentajes de destetes del 60 o 65 % históricos en la Argentina.

Si el objetivo del productor de cría es preñar la mayor cantidad de vientres de su rodeo, en el menor tiempo posible, resulta imprescindible avanzar en el control de las enfermedades venéreas. Las mismas impactan fuertemente en el cumplimiento de esta meta.

Dar el primer paso

El objetivo del productor de cría es tener un ternero por vaca por año.  Por lo tanto, su meta será preñar la mayor cantidad de vacas en el menor tiempo posible. O sea, el primer paso para lograrlo es detectar si sus toros tienen tricomonas o campylobacter. Se trata de enfermedades venéreas que tenemos en la región hace más de 50 años y que persisten hoy en el 15 a 20% de establecimientos ganaderos en nuestro país.  Un rodeo que tiene una enfermedad venérea preña cada 100 vacas, entre 40 a 70 dependiendo de cual enfermedad afecte al rodeo.

La clave, el diagnóstico y la prevención

En el laboratorio de diagnostico tenemos las pruebas puestas a punto desde hace mucho tiempo para detectar los toros portadores o enfermos, e invertimos cada vez más dinero y esfuerzo en poner en marcha técnicas moleculares para aumentar la sensibilidad y especificidad. En otras palabras, para que no queden toros positivos sin sacar en el rodeo.  Cabe entonces la pregunta: ¿por qué no baja la prevalencia de las enfermedades venéreas?

Lamentablemente, el laboratorio no es el único eslabón de la dicha cadena. Hay otros puntos críticos a controlar para evitar la situación actual. Estos son:

  • Alambrados en mal estado.
  • Potreros seguros.
  • Vecinos que no controlan sus toros.
  • Acercar siempre la misma cantidad de toros (todos los del campo) las veces que el veterinario va a rasparlos.
  • Vacunar a los toros contra enfermedades reproductivas.
  • Vacunar a las distintas categorías susceptibles de contraer enfermedades reproductivas, en el momento adecuado y siempre de la mano de un profesional veterinario.
  • Identificación a fuego o doble caravana de la torada.
  • Contar con una manga segura para obtener una muestra adecuada.
  • El personal de campo debe estar capacitado por el veterinario.
  • El recorredor debe dar pronto aviso ante cualquier anormalidad (si hay más o menos toros de los que metió a servicio).
  • Tener toros de reemplazo controlados para épocas de servicio ante una lesión de alguno de ellos.
  • Olvidar aquello de que existen “toros vírgenes” y por eso no los revisamos. Eso no es así.
  • No dar segunda oportunidad a la vaca vacía al tacto…, el famoso “servicio de invierno”.

El ABC del control de venéreas

Un punto central para el control de las enfermedades venéreas tiene que ver con que el productor cuente con un servicio estacionado en 90 días como máximo, ya que hay productores de punta que preñan sus vacas en 60 días.

Resulta estratégico que los establecimientos avancen en consolidar servicios estacionados en 90 días como máximo. Esto sin dudas facilitará todos los trabajos que, junto al médico veterinario, en ese rodeo se llevarán adelante a lo largo del tiempo.

De esta manera se facilitan “todos” los trabajos sanitarios, tanto en los terneros nacidos, como en las vacas paridas. Por ejemplo, seremos más eficientes dando una vacuna contra la diarrea neonatal de los terneros en el último tercio de gestación; programando la nutrición de todas las vacas preñadas según la disponibilidad de pasto o reservas y concentrando las pariciones para tener el personal disponible solo en los 2 meses de parto para su atención, evitando así muertes al nacimiento o perinatales.

Es estratégica la aplicación de vacunas sobre todo el rodeo susceptible de contraer enfermedades reproductivas y otra asociadas, en el momento indicado y siempre bajo la supervisión de un médico veterinario. Más allá de estos, uno de los mayores beneficios para el bolsillo del productor será tener una tropa de terneros pareja en kilos cuando se desteta, pudiendo defender mejor el precio de venta de su producto.

Si bien estas enfermedades venéreas no se transmiten al humano, y claramente no son tratadas en el G 20, vienen siendo un flagelo importante para poder desplegar todo nuestro potencial ganadero, y aumentar unos puntos en los porcentajes de destete, con alto impacto para el ingreso de divisas a nuestro país. Que quede claro, antes de correr, tenemos que caminar y para eso es fundamental dar nuestro primer paso.

Descarga la Revista CDVet completa en el siguiente link: http://bit.ly/CDVet-N11

 

 

Este 24 de julio y en el marco de la 133° Exposición Rural de Palermo, se realizará una nueva jornada de actualización “Genética para agregar competitividad”.

El foro argentino de genética bovina tiene como iniciativa promover el desarrollo y exportación del trabajo fecundo de generaciones de criadores argentinos que han logrado tanto en la producción de carne como en la de leche, un rodeo de características genéticas sobresalientes.

En ese marco, el próximo 24 de julio se llevará adelante en el Auditorio principal de la Sociedad Rural Argentina (CABA), la 12° Jornada de Actualización en Genética Bovina, esta vez con el foco puesto en “Genética para agregar competitividad”. La misma dará inició a las 14 horas y los interesados en acreditarse pueden hacerlo ingresando en: http://cna.exposicionrural.com.ar/eventos/foro-de-gentica-bovina_27

Ver el programa completo

 

En ganadería, se deben evitar diagnósticos erróneos y el uso profiláctico de cualquier antimicrobiano. La prevención con vacunas es la vía más segura para cuidar la sanidad del rodeo.

MV Marcos Saint Martin
Servicio Técnico de Biogénesis Bagó 

La generación de bacterias resistentes a los tratamientos con los antibióticos disponibles es uno de los principales problemas en salud pública a nivel global. La OMS estima que para 2050 unas 10 millones de personas morirán por año como causa de RAM (Resistencia Antimicrobiana), a menos que se instaure una respuesta global en el corto plazo.
La RAM es la capacidad de una bacteria para sobrevivir en concentraciones de un principio activo que inhibe o mata a otras de la misma especie. Es un fenómeno natural, que se acelera por el uso abusivo e irracional de los antibióticos. Por este motivo, enfermedades que antes se controlaban de forma sencilla ahora se están volviendo complejas y requieren muy costosos tratamientos.
Todo esto ha creado circunstancias de tal gravedad que genera una preocupación a las personas que estudian el tema en detalle. Por lo tanto, es muy necesario comunicar y generar conciencia en la población sobre lo que representa esta problemática que involucra los cuidados de la salud humana, animal y ambiental.

Cuidados extensivos

Es necesario tener en cuenta que la resistencia bacteriana a los antibióticos en salud humana tiene una alta relación con la sanidad animal. En producción ganadera, por momentos olvidamos que producimos alimentos.
El mal uso de antibióticos en sanidad de grandes animales colabora en la generación rápida de bacterias resistentes, las cuales tienen contacto por doble vía con el ser humano, directamente por el alimento o por intermedio del ambiente. Este último también cumple un rol fundamental en mantener los genes de resistencia y, además, se lo considera un dador de dichos genes.
Las enfermedades transmitidas por alimentos de origen animal son causa importante de mortalidad humana en el mundo y la resistencia ha sido documentada en enfermedades zoonóticas como Campylobacter spp y Salmonella spp. También aparece RAM en bacterias comensales como Enterococcus y Escherichia coli, las que pueden ser transmitidas por los alimentos y actuar como reservorios de genes de resistencia transfiriéndolos a bacterias patógenas o zoonóticas de importancia en salud pública.

Cómo se produce la resistencia

Hay dos mecanismos básicos por los cuales las bacterias pueden volverse resistentes: una por mutaciones propias en el ADN del microorganismo y otra por la adquisición de nuevos genes provenientes de otras bacterias. La segunda parece ser la más importante, ya que esta transmisión puede darse en bacterias de distinto género y especie. El llamado fenómeno “conjugación”, es considerado el más importante ya que incluso puede transferir resistencia a más de un antibiótico, lo que llamamos resistencia múltiple.
En este proceso, se produce la transmisión de plásmidos (porciones de ADN) de una bacteria “dadora” a una “receptora”. Básicamente una bacteria resistente puede producir enzimas que destruyen el antibiótico, otras modifican membranas que impiden la entrada del antibiótico o aumentan el flujo de su salida al exterior y o modificar los receptores del antibiótico en la bacteria.

De la terapéutica a la prevención

Particularmente en ganadería, un punto muy importante es pensar que a nivel nacional se destinan más recursos a uso de antibióticos (medicina terapéutica), que a uso de vacunas (medicina preventiva).
Uno de los principales problemas de generación de RAM en animales es la aplicación de antibióticos de forma preventiva, o dicho de otra forma, en ausencia de signos clínicos. El uso profiláctico de cualquier antibiótico – ya sea en alimentos, agua o de forma inyectable – representa un factor potencial de resistencia que se introduce al rodeo.
Está comprobado que esta práctica genera resistencia en bacterias de interés veterinario, documentado incluso en trabajos efectuados por entes públicos (INTA y Facultad de Veterinaria), en los que se encontraron que más del 20% de las bacterias aisladas presentaron resistencia a algún principio activo (https://inta.gob.ar/sites/default/files/inta_vr121-4.salud_animal.pdf). Con el agravante que también se genera RAM en bacterias que son flora comensal y patógenas para el ser humano, con todo lo que esto implica. Es importante tener presente en todo establecimiento productivo que manejo, higiene, vacunación y alimentación acordes, reemplaza cualquier práctica profiláctica con antibióticos.

Asegurar la calidad

No debemos olvidar que un factor clave para un tratamiento efectivo es el uso de antibióticos con calidad asegurada. Se deben elegir productos con estudios de bioequivalencia, los cuales aseguran que el producto desde el punto de vista farmacocinético tiene un comportamiento similar al producto de referencia en cada droga. Esto nos permite confiar en la parte del tratamiento que le toca al producto, para lograr no solo la mejoría clínica, sino también la cura bacteriológica.
Existe un orden de prioridad en el cuidado de los principios activos que viene dado por su relación de uso en humanos. Tienen mayor relevancia las Quinolonas y las Cefalosporinas; le siguen los Macrólidos; y en un escalón más abajo y de menor riesgo aparecen las Tetraciclinas, que son poco usadas en seres humanos.

Asumir el cambio

Si en la producción ganadera argentina pudiésemos cambiar la dinámica basada en una medicina terapéutica a mayor prevención con vacunas, las ganancias serían dobles: el sector se beneficiaría por menores pérdidas productivas y estaríamos contribuyendo a paliar la resistencia a los antibióticos que, tal como propugna la OMS, es hoy una de las mayores amenazas para la salud mundial, la seguridad alimentaria y el desarrollo.
La utilización inadecuada de los antibióticos nos pone a todos en riesgo y hasta que no logremos el uso total solo bajo supervisión veterinaria, debemos poner todos nuestros esfuerzos en informar y generar conciencia sobre la grave amenaza que pende sobre la salud de todos.
Empecemos por ello.

Es la causa de 700 mil muertes al año en todo el mundo

“La RAM se produce naturalmente cuando los microorganismos (bacterias, hongos, virus y parásitos) desarrollan la habilidad para defenderse de los antimicrobianos que tomamos. Entonces, la enfermedad prospera y –si nuestras defensas no son lo suficientemente fuertes– podemos llegar a perder la vida”, explica Federico Luna, director de Productos Veterinarios del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa). Actualmente, alrededor de 700 mil personas mueren por año en todo el mundo por enfermedades causadas por gérmenes resistentes. Se estima que, de no tomar las medidas necesarias, para el año 2050 llegaría a 10 millones por año: esto supera la cantidad de muertes por cáncer. Desde el año 2014, el Senasa forma parte de un equipo de trabajo interinstitucional junto con los institutos nacionales de Tecnología Agropecuaria (INTA), el Malbrán y la Secretaría de Salud. Lo integran médicos, veterinarios, farmacéuticos, biólogos y microbiólogos que vigilan a estas “súper bacterias” y dan recomendaciones a los profesionales de la salud para que actúen de la mejor manera cuando enferman a personas y animales.

La compañía con base en la ciudad de Santa Fe incorporó al Dr. M.V. Luciano Cattaneo, como responsable del área Reproducción en Grandes Animales y al M.V. Diego Scandolo, a cargo del área Tambo de la especie bovina.

En el proceso de mejora continua Zoovet sigue apostando a tener un equipo de profesionales capacitados para que se sumen y aporten su conocimiento, con el objetivo de lograr una mayor profesionalización de las áreas y un crecimiento constante.

En esta ocasión, el laboratorio suma dos profesionales más a su área técnica: Dr. M.V. Luciano Cattaneo, como responsable del área Reproducción en Grandes Animales y M.V. Diego Scandolo, a cargo del área Tambo de la especie bovina.

Ellos se suman a los M.V. César Torossi, responsable de nuestro producto Vaquero Pour on, y Marcial Gammelgaard, encargado del área de Investigación y Desarrollo.

Estas nuevas incorporaciones son símbolo de crecimiento y visión a futuro, valores esenciales para la empresa desde sus inicios hasta el día de hoy, cumpliendo sus 20 años de trayectoria.

A continuación, sus contactos:

 

Marcial Gammelgaard

Celular: 3424238489

Mail: marcialg@zoovet.com.ar

 

César Torossi

Celular: 3624520551

Mail: promotornorte@zoovet.com.ar

 

Luciano Cattaneo

Celular: 3493436037

Mail: reproduccion@zoovet.com.ar

 

Diego Scandolo

Celular: 3496660042

Mail: promotortambo@zoovet.com.ar

 

Fuente de la información: Zoovet

Desde el laboratorio veterinario refuerzan la importancia de la buena medicina veterinaria, premiando a los profesionales que eligen calidad y compromiso a largo plazo.

Durante el mes de junio se presentó “Hollipoints”, el nuevo Programa de Beneficios para clientes del laboratorio veterinario Holliday Scott.

“Este sistema de fidelización suma puntos en la cuenta de cada cliente al comprar productos de la línea de Dietas Prescriptas MV. Estos puntos se acreditan de forma automática en la cuenta del cliente, que podrá canjearlos por experiencias, electrodomésticos y Vouchers por productos Holliday entre muchas opciones disponibles en el catálogo virtual”, aseguraron desde la empresa.

Vale decir que cada veterinario interesado deberá gestionar su alta como socio en www.hollipoints.com.ar y con las compras realizadas al Equipo de promotores Técnicos, sumarán al instante puntos en su cuenta, a la que podrá ingresar desde su PC o celular y autogestionar el beneficio que elija.

“Esta novedosa plataforma, es parte de la estrategia de crecimiento encarada por Holliday para posicionar su línea de Dietas Prescriptas y premiar al médico veterinario que elije sobre productos de calidad un beneficio extra”, agregaron desde el laboratorio. Y concluyeron: “Estamos convencidos que los vínculos prolongados en el tiempo son la mejor inversión en una industria en constante cambio. Nuestro objetivo hoy es ofrecer una propuesta de valor diferenciada a nuestros clientes y otorgar un beneficio más al momento de realizar un negocio”.

 

Para más información:

Mail: hollipoints@holliday.com.ar Teléfono: 0800 – 444 – 6554

El próximo 5 de Julio a partir d e las 9:00 horas se desarrollará una capacitación en la sede de la Sociedad de Medicina Veterinaria, ubicada en Chile 1856 (CABA).

La Sociedad de Medicina Veterinaria (Someve) junto a Forensic Med Vet y con el apoyo de la Asociación Iberoamericana de Medicina y Ciencias Veterinarias Forenses encaran una jornada de capacitación sobre Medicina Forense Veterinaria, en la sede de la Someve (Chile 1856).

Los cupos son limitados y para los socios de la Someve el ingreso es sin cargo. Aquellos interesados en participar y que no son miembros de la asociación podrán abonar $ 400 el mismo día de la jornada, mientras que los socios a otras asociaciones vinculadas y estudiantes, deberán pagar $ 300. En cualquier caso, deberán inscribirse previamente en el siguiente link: http://www.someve.com.ar/index.php/noticias-someve/eventos/inscripci%C3%B3n-jornadas-mfv.html

 

Programa:

 

08:15 – 09:00 – Inscripción

09:00 – 09:15 – Apertura e introducción a conferencia

09:15 – 10:30 – Medicina Forense Veterinaria (MFV) en Intoxicaciones y Actos de Violencia

Importancia de la MFV en salud pública bajo el concepto de una Salud

Dra. Tália Missen Tremori – Brasil

10:30 – 10:45 – Pausa café

10:45 – 12:15 – Marco normativo en Medicina Forense Veterinaria

Dra. Claudia Jara – Argentina

12:15 – 13:45 – Tiempo para Almuerzo

13:45 – 15:30 – Mordedura animal: perspectiva desde la veterinaria forense.

Ms. Fabiana Scarso-Giaconi – Chile

15:30 – 15:45 – Pausa café

15:45 – 16:45 – Criminalística y escena del hallazgo en la veterinaria forense

Dra. Noemí Friedrich – Argentina

16:45 – 17:00 – Conclusiones

Editorial…

Al momento de repasar las razones por las cuales en nuestro país es bajo el grado de medicalización de las mascotas, tanto como la adopción de productos veterinarios por parte de productores de distintas especies, solemos escuchar que la falencia está en el mensaje. Pero ¿cuál es ese mensaje? ¿Está tan errado? Repasemos.
Veamos el caso de los perros y los gatos. ¿Cuál sería el foco? Instalar en la sociedad un concepto básico: Cuanto más sanos están los animales, más años vivirán y mejor calidad de vida tendrán. ¿Y si hablamos de una producción, como por ejemplo la ganadería de cría? Veríamos que el solo hecho de evitar que los terneros que nacen, se mueran bastaría para justificar la inversión en vacunas, por ejemplo.
Pero no, todavía no funciona así.
Por más concretos que sean los mensajes, el mercado aún necesita validar las palabras. La sociedad en su conjunto es la que se debe concientizar sobre la importancia del buen estado sanitario de los animales, por los múltiples beneficios que eso genera.
Quizás este histórico problema lo resuelva la tecnología. Los materiales audiovisuales que hoy tanto laboratorios, como veterinarios, pueden generar para transmitir conocimiento son de gran valor.
El acceso más fluido a la información es otro dato interesante de los tiempos que corren. Ahora bien, el desafío pasa no solo por convertir esa información en conocimiento, sino también por validarla, quizás de la mano de entidades oficiales, como Senasa, INTA o la propia Secretaría de Agroindustria.
¿Es factible seguir sin generar cambio alguno en las guacheras donde mueren entre un 10 y un 15% promedio de las terneras nacidas en nuestros tambos? ¿Cómo ve la sociedad esas situaciones?
¿Es posible seguir ignorando el impacto del buen estado sanitario de los rodeos bovinos en el período parición – destete? ¿Se necesita un acuerdo de libre comercio con algún bloque económico del mundo para avanzar en estos temas?
No, claro que no. Sobre todo, cuando leemos en esta edición de MOTIVAR al director nacional de Sanidad Animal del Senasa, Dr. Matías Nardello, decir que la sanidad es la primera barrera a romper al momento de abrir cualquier tipo de mercado internacional para nuestras carnes.
¿Podemos considerarnos una sociedad que evoluciona y no lograr vacunar a más del 30% de nuestros perros y gatos contra la rabia? Las tecnologías ayudarán. Permitirán que mucho de los contenidos que los entes oficiales, los laboratorios y los veterinarios han difundido durante años en sus zonas de afluencia, se expanda.
¿Pero se puede hacer lo mismo y esperar un resultado distinto? Claro que no, la apuesta pasará por cómo “vestir” las palabras, ¿cuál es la historia que tiene el sector para contar? ¿De qué manera esperan lograr que los usuarios se enamoren de sus productos? Parece mucho, pero por ahí viene la tendencia: emoción y razón, en su justa medida. En ese orden.
El objetivo es revalorizar el rol del conocimiento, invertir en la generación de contenidos que avalen las ventajas del asesoramiento veterinario y la inversión en soluciones para la sanidad animal y aunar mensajes comunes entre todos los eslabones de la cadena. El desafío no es individual, es con todos.

Matías Nardello encabezó la delegación local que asistió a la 87° Sesión General de la OIE, concretó 15 reuniones bilaterales y solicitó la inclusión de una lista de “mercancías seguras” en el Capítulo de Fiebre Aftosa.

 

Luciano Aba
@aba_luciano
luciano@motivar.com.ar

Argentinos en París. Luis Barcos, Ximena Melón, Monique Eloit, Matías Nardello, Mariano Ramos y Miguel Donatelli.

Noticias vinculadas a la presencia de Peste Porcina Africana en Asia y parte de Europa o el nuevo caso “atípico” de BSE en Brasil, vuelven a poner sobre el tapete la importancia de la buena sanidad de los rodeos para el desarrollo del comercio internacional de carnes. En ese sentido, el estatus sanitario argentino es destacable, siendo libre de las principales enfermedades de los porcinos, así como de las aves y los bovinos, situación que se vio claramente reflejada en la 87° Sesión Anual de la OIE llevada adelante a fines de mayo en París, Francia.
“El sistema sanitario nacional es robusto y nuestra principal misión es mantenerlo en base a una vigilancia continua sobre todo el territorio. El estatus sanitario del país es al comercio internacional, lo que las reservas del Banco Central a la economía nacional”, le explicó el director nacional de Sanidad Animal del Senasa, Matías Nardello, a MOTIVAR luego de asistir al encuentro de la Organización Mundial de Sanidad Animal.
“La OIE está conformada por delegados de 182 países, los cuales tienen voz y voto sobre el trabajo de los capítulos del Código Terrestre y Acuático en base a los que se rigen luego las normas sanitarias globales”, sostuvo el representante del Senasa, quien estuvo en París junto a una comitiva conformada por Ximena Melón (Comercio exterior), Mariano Ramos (Comercio Exterior y Sanidad Animal) y Miguel Donatelli (Relaciones Institucionales del Senasa), quienes recibieron también el soporte de Gastón Funes, agregado comercial argentino en la UE.
“Este tipo de encuentros se llevan adelante en un marco diplomático”, sostuvo nuestro entrevistado, trazando un paralelismo con lo que podrían ser las reuniones de la ONU, pero en el mundo específicamente veterinario.

MOTIVAR: ¿Cuáles fueron los principales temas tratados en la OIE?

Matías Nardello: Se llevaron adelante sesiones sobre diversas temáticas, destacándose también la inclusión de dos temas técnicos en el programa: 1) ¿Cómo los factores externos impactarán en los servicios veterinarios (cambio climático, conflictos, etc.)? y 2) La actualidad de la Peste Porcina Africana.
Esta última fue sin dudas la vedette de la jornada y todos los análisis giraron en torno a su capacidad de diseminación, el trabajo de vigilancia que se está realizando y la no presencia de vacunas aprobadas por un tiempo… Preocupa la gran y rápida dispersión del virus, lo cual abre diversos desafíos ya que ha demostrado la capacidad de perdurar largo tiempo tanto en carnes congeladas, como en una garrapata que infecta a jabalíes salvajes.
Esta preocupación llevó a la OIE a reforzar el trabajo en la actualización de un Capítulo específico sobre la enfermedad dentro de su Código Terrestre, en el cual Argentina -junto al bloque de las Américas- colabora haciendo los comentarios que van dando forma a las recomendaciones finales.
Importante es también mencionar que, durante el encuentro, la directora de la OIE, Monique Eliot, agradeció a la Argentina por haber intervenido para que el tema de la Resistencia a los Antimicrobianos fuera incluido en la declaración final del G20 llevado adelante este año en Buenos Aires. Sin dudas que esto visibiliza la problemática y genera las condiciones para avanzar en su solución.
Nuestro país está alineado con la prevención y vigilancia de RAM no solo emitiendo resoluciones en favor del uso controlado de antibióticos (prohibición de la Colistina y alimentos medicados, por ejemplo), sino también siendo de los pocos países en América que tiene una vigilancia activa en torno al tema. Tal es así que contamos con un equipo de trabajo liderado por el Dr. Federico Luna y formamos parte (junto al Ministerio de Salud y el de Ambiente) de la Comisión Nacional contra la Resistencia Antimicrobiana.

¿Y en relación con Fiebre Aftosa? ¿Hicieron algún planteo específico?

Efectivamente esta ha sido una intervención importante de nuestro país dentro del plenario del Código Terrestre, proponiendo -en nombre del bloque de las Américas- trabajar en un listado de mercancías seguras en el Capítulo de Aftosa.
Hay varios capítulos que ya lo tienen, como por ejemplo BSE, con lo cual se propuso revisar la solicitud, a lo cual se recibió una respuesta favorable (incluso contando con el apoyo de Estados Unidos) que nos lleva a comenzar el trabajo en comisiones para lograr ya el año próximo comenzar a avanzar en el tema.

¿Qué tipo de productos entrarían en el listado de mercancías seguras?

Por ejemplo, hoy Europa sostiene que los embriones que producimos en Argentina no son mercancía segura de aftosa por provenir de un país que es libre de la enfermedad en la categoría “con vacunación”. Cuando en realidad no existe un listado con sustento técnico que así lo indique.

¿Cuáles serían esas mercancías seguras?

Básicamente la carne con hueso. Pero ¿qué pasa con la grasa fundida, el colágeno, los cueros, las gelatinas, las harinas, las pezuñas y otros productos que sí podríamos ofrecer como semen o embriones bovinos? Incluso hasta carne fresca sin hueso y madurada, indpenendientemente del estatus de cada país.
Otro dato que nos hace ser optimistas en la posibilidad de incluir este listado de mercancías seguras en el Capítulo de Fiebre Aftosa tiene que ver con que la actualización que se está realizando en materia de Peste Porcina Africana ya lo incluye, como un hecho indispensable para transparentar el accionar comercial entre los países.

¿Lograron también avanzar en reuniones bilaterales?

Ese también fue un punto destacado para nuestra delegación, puesto que generamos 15 encuentros con representantes de servicios sanitarios de otros países con los cuales tenemos abierto el diálogo, pero la posibilidad de generar encuentros personales sin duda agiliza las acciones.
Estuvimos enfocados en encuentros con referentes de mercados ubicados en el Sudeste Asiático y la Unión Euroasiática, regiones que recientemente fueron visitadas por Ricardo Negri, presidente del Senasa, acompañando a la vicepresidenta de la Nación, Gabriela Michetti.
Sin dudas que el objetivo de estas reuniones es abrir mercados para los productos argentinos, para lo cual siempre la primera barrera es sanitaria. Existen trabas históricas y es por ello que debemos seguir insistiendo en el diálogo con las autoridades, a fin de llegar acuerdos en pos de lograr certificados veterinarios que abran el camino al resto de las negociaciones.

¿En qué aspectos se percibe el rol diplomático de las delegaciones?

En general se ven muy pocos países actuando solos y muchos hablando en representación de otros. Por ejemplo, Argentina y Uruguay ya habíamos consensuado en el bloque de las Américas nuestras posiciones.
A su vez, también se percibe la posición dominante de los países centrales, principalmente en temas muy discutidos como puede ser el Capítulo ligado a Bienestar Animal en aves de postura, el cual sigue sin poder tratarse en base a la falta de entendimiento sobre las distintas pautas de producción que plantean Europa y Estados Unidos, principalmente.
Vale recordar que nuestro país colabora (financieramente y con recursos) con la OIE en lo que es el Observatorio de Normas. Somos parte de un equipo que observa cómo las normas y estándares de la OIE se internalizan en los países y cómo traban o agilizan el intercambio comercial, en favor de evitar las barreras paraarancelarias.

¿Pudieron avanzar en alguna otra cuestión de relevancia?

Generamos también vinculaciones para representantes del sector privado. En este sentido, Esteban Turic (CEO de Biogénesis Bagó) avanzó en discusiones con países interesados en generar un clúster de aftosa junto con el laboratorio, incorporando no solo vacunas sino también el know how argentino. Asimismo, el representante de CRA, Ricardo Burgos, participó de un encuentro que mantuvimos con FESSAS, la Federación Europea de Sistemas Sanitarios. Esta entidad agrupa a los ex entes de vacunación antiaftosa de Europa, los cuales se reconvirtieron en unidades de vigilancia sanitaria. Es un modelo que interesa en nuestro país, pensando en el futuro de los Entres de Lucha Sanitaria.

“Estamos revisando todos los programas sanitarios”

Aprovechando el diálogo con Matías Nardello, desde MOTIVAR consultamos al actual director nacional de Sanidad Animal del Senasa en relación a su mirada sobre la situación sanitaria de los rodeos productivos en nuestro país.
“Estamos haciendo una revisión de todos los programas sanitarios. Es una tarea que lleva tiempo, pero debemos adecuarlos a la realidad productiva y al perfil exportador que queremos conseguir. Por eso empezamos con la Resolución de Brucelosis que rige desde abril y estamos trabajando también con la de Tuberculosis, haciendo controles cruzados en frigoríficos que nunca se habían hecho”, aseguró Nardello, adelantando modificaciones también en los programas de equinos y la revisión del Programa de Garrapatas.
“Vamos a un sistema de facilidad para el usuario pero que nos permita mantener el status sanitario actual. Apuntando también al comercio exterior”, aseguró el funcionario. Y concluyó: “En el caso de brucelosis tenemos un horizonte de erradicación: vamos a flexibilizar para que mayor gente entre en el control, a fin de lograr el objetivo más rápido. Encontramos planes de máxima que son ideales en escritorio, pero impracticable en el territorio, con alta resistencia y escasez de recursos, caso tuberculosis. Estamos evaluando zonas críticas donde podamos apoyarnos en los colegas”, concluyó Nardello.

Si bien en un inicio se pensó que el convenio limitaba la venta On Line de productos veterinarios solo en esta plataforma, desde el organismo aclararon que el alcance es extensivo a todo el comercio electrónico.

Luciano Aba
@aba_luciano
luciano@motivar.com.ar

 

Notificados. Laboratorios y distribuidores están procesando la nueva normativa oficial.

Distintas opiniones circularon en el sector luego de la noticia: el Senasa y Mercado Libre firmaron un convenio en favor del control de la venta ilegal de productos veterinarios.
“Que los mismos se vendan en este tipo de plataformas no permite el cumplimiento de los requerimientos para la categoría. Por ejemplo, la venta bajo receta o asesoramiento profesional”, explicó el director nacional de Productos Veterinarios del Senasa, Federico Luna. Y agregó: “Esta herramienta permitirá formalizar los canales de comercialización, donde el profesional prescriptor juega un rol fundamental. Los productos regulados por el Senasa tienen impacto sobre la salud pública. Contamos con una herramienta más para su control”.
Como parte del acuerdo con Mercado Libre (similar al que mantiene el ANMAT para productos farmacéuticos), el Senasa cuenta con una herramienta de control ante la detección de anuncios o avisos publicitarios –efectuados en el sitio web de Mercado Libre– de artículos que puedan hallarse en infracción a la normativa vigente. Estas publicaciones irregulares a partir de ahora serán dadas de baja, advirtiéndole al usuario que la supresión de las mismas corresponde a una presunta infracción a la Ley 27.233.
Los interesados en conocer más detalles sobre el convenio pueden escribirnos a redaccion@motivar.com.ar.

El rol de los Colegios y Consejos

Por medio de una carta a sus autoridades, el ente sanitario nacional envió una comunicación a los Colegios y Consejos veterinarios de todo el país, informando que fue habilitada la casilla de mail: denunciasdpv@senasa.gob.ar, mediante la cual se recepcionarán sus denuncias.
“Durante la primera semana de puesta en vigencia del Convenio, dimos de baja más de 2.500 productos veterinarios en Mercado Libre y es posible que avancemos ahora sobre otras plataformas”, le explicó Luna a MOTIVAR. Y agregó: “Si bien el nuevo marco regulatorio establecerá la figura de venta libre (cosméticos, por ejemplo), queda claro que los productos veterinarios de venta con asesoramiento profesional; bajo receta, archivada y especial archivada, no podrán comercializarse On Line. No hay forma de garantizar asesoramiento profesional y mucho menos la prescripción a través de una plataforma como Mercado Libre o el comercio electrónico en general”.

¿Y en el canal?

Frente a la novedad, muchas distribuidoras que ya han montado sus e commerce digitales comenzaron a dudar en torno a la normativa. ¿Queda habilitada la venta de productos en formato digital entre laboratorios y distribuidores? ¿Y entre distribuidores y veterinarios? ¿Alcanza con saber que ese comercio está habilitado para comercializar productos veterinarios para que sea aceptada la venta electrónica?
Frente a esto y durante el Taller de Trazabilidad realizado en junio en las instalaciones de GS1 Argentina, Luna explicó: “Los sistemas deberán adecuarse. Sin embargo y en el marco de lo que será la Consulta Pública, sin dudas que sería factible sentarnos en una mesa y plantear un sistema de comercialización electrónica formal para veterinarios. Se puede limitar la venta solo a veterinarias comerciales, y no a personas físicas”.
Finalmente y en ese marco, el referente del Senasa adelantó futuras acciones por parte de la Dirección a su cargo.
“Vamos a empezar a hacer controles en góndola. Con la coordinación de residuos de DILACOT trabajaremos con antimicrobianos y antiparasitarios. Y vamos a hacer controles de calidad en laboratorio”, concluyó Federico Luna.

Este componente gravita en toda operación comercial. Su incidencia es fundamental, y el cabal conocimiento de la misma nos permitirá reducir precios, o maximizar las futuras rentabilidades.

Dr. Vicente V. Frittella
Contador Público-UBA
vfrittella@estudiofrittella.com.ar

A volar. El comercio exterior como fuente de financiación.

En materia de comercio internacional rige el principio universal tributario de “no exportar impuestos”, que evita que el producto exportado sufra una doble imposición tributaria, tanto en el país exportador como del importador; el país exportador reconoce la potestad tributaria del de destino y no grava los bienes exportados. Por ello detrae los impuestos indirectos incluidos en el mismo, y se lo devuelve al último contribuyente que los canceló, o sea su exportador: ingresos brutos, débitos y créditos bancarios, tasa por inspección de seguridad e higiene, combustible -gas oil – y aranceles de importación, entre otros.
Es por ello, que en una próxima nota de MOTIVAR explicaremos cada impuesto y el régimen de información vigente alcanzado por la operatoria de exportación. Uno de los temas que habitualmente desestima el empresario es el reintegro a la exportación, ya sea porque desconoce la operatoria para su percepción, o por no dispone de personal competente.
Los reintegros a la exportación permiten restituir total o parcialmente los importes que se hubieran pagado en concepto de tributos interiores por la mercadería que se exporta a consumo a título oneroso (se excluyen las donaciones) o bien por los servicios que se hubieran prestado con relación a la mencionada mercadería (Código Aduanero, art. 825); y se diferencia sustancialmente de los subsidios (reembolsos de exportación) en que son prestaciones públicas asistenciales de carácter económico que efectúa el Estado con diversos propósitos.
Si el producto de exportación contiene insumos importados realizados directamente por el exportador, el reintegro se otorgará sobre su valor agregado, o sea que la alícuota de reintegro será aplicada sobre el valor FOB una vez deducido el valor CIF de los insumos importados.
Es decir que este régimen es compatible con el draw back (CA, art 826).
Recordemos que el exportador – antes de la acreditación del importe de reintegro – deberá cumplimentar una serie de requisitos (estricto cumplimiento de las obligaciones tributarias y previsionales, cierre de factura electrónica y permiso de embarque, entre otros) y siempre que no sufra ningún otro tipo de bloqueo para su percepción.

Uno de los temas que desestima el empresario es el reintegro a la exportación, ya sea porque desconoce la operatoria, o por no dispone de personal competente para gestionarlo.

Es recomendable, contar con personal idóneo – interno o externo – para destrabarlo.
También, el exportador podrá optar por aplicar la RG. 3962 que le permite compensar su crédito fiscal originado por los reintegros a la exportación contra sus deudas previsionales, impositivas y aduaneras.
Es importante tener en cuenta que su tratamiento ante el Impuesto a las Ganancias -aplicable para los períodos fiscales que se inicien a partir del 01/01/2018– están exentos del gravamen (art. 20- Ley 27.430 –inc. l), pero únicamente para los sujetos que se encuadren en la categoría de Micro, Pequeñas y Medianas Empresas (MIPyMEs) (Art. 1° -Ley N°. 25.300).
Es sumamente conveniente que el exportador cuente con el respectivo Certificado Pyme, para gozar de todos los beneficios impositivos alcanzados.
No obstante, el reintegro a la exportación es un derecho de exportador por los tributos ingresados, y no debe responder a una medida de fomento al comercio internacional, y alcanzar en forma igualitaria a todos los sujetos exportadores, sin importar su calificación empresarial.
Recordemos que el principio de las finanzas públicas es la ¨equidad¨.

Miguel Mejía comparte su visión sobre la actualidad de esta enfermedad en los campos de la zona centro del país. Además, plantea la necesidad de contar con recomendaciones claras por parte de los expertos.

Luciano Aba
@aba_luciano
luciano@motivar.com.ar

Mejía. El veterinario insistió en la necesidad de discutir los tratamientos.

Del dicho al hecho hay un largo trecho”, reza el resabio popular. Y vaya si lo sabrán los investigadores y técnicos argentinos que durante los últimos años difundieron el inicio de un rebrote de sarna bovina hoy evidente en distintas zonas del país. En ese marco y buscando no retroceder tanto en el tiempo, recordaremos el trabajo realizado en 2014 en los laboratorios de parasitología del INTA Rafaela (Santa Fe) y de la Universidad Católica de Córdoba, a partir del cual se determinó un aumento de los casos de esta enfermedad.
Esto puso sobre el tapete la necesidad de determinar si el incremento era temporal, o si el problema estaba adquiriendo nuevamente proporciones endémicas en la región, situación ésta que parece estar confirmándose.
También por aquellos años el experto en parasitología, César Fiel, revitalizaba su difusión sobre la importancia de este tema ya de la mano de la Cámara Argentina de Feedlot.
“Si bien la sarna se presenta aquí de un modo distinto al que estamos acostumbrados en los campos de cría, es clave entender que para poder juntar animales en los encierres se debería aislarlos previamente durante dos semanas luego de los tratamientos”, le explicaba a MOTIVAR.
Y se adelantaba a un debate hoy vigente (Ver recuadro: “¿Cómo sigue el tema…?”): “En el mercado hay más de 100 ivermectinas: una que no tenga la calidad deseada quedará en evidencia si se la emplea contra sarna, más que frente a parásitos internos”, advertía Fiel.
Diversos fueron los trabajos que se sucedieron hasta llegar a uno recientemente publicado por el CIVETAN, donde los inconvenientes de las avermectinas se hacían ya evidentes (Ver recuadro: “Fallas en los tratamientos”).
Pero volvamos al feedlot. ¿Por qué? Para recordar la última apuesta de la CAF en 2018 de la mano de una Mercedes Lloveras (INTA Balcarce) que explicó que los tratamientos deberán realizarse de manera integral: “Un endectocida + Levamisol + piojicida + enviar a corrales de acostumbramiento, puede ser una alternativa”, sostuvo el año pasado para luego plantear la semilla de un debate que toma más y más fuerza en la actualidad:
“En cuanto a los tratamientos curativos, los bañaderos están en el Norte, pero no sé si no vamos a tener que volver a esto también en nuestra región” …

La mirada a campo

Interesante fue para MOTIVAR validar toda esta información y datos generados por las instituciones, pero en el campo. Campo desde el cual hace ya un tiempo escuchamos voces opinar sobre el avance de la sarna bovina. En las reuniones técnicas, en los foros de profesionales y hasta en las redes sociales, desde donde últimamente sonó fuerte la palabra del médico veterinario Miguel Mejía (@MejiaVet, en Twitter), con quien tomamos contacto para profundizar el tema.
“La sarna no se fue nunca. Si bien durante los años ´80 se trabajó muy bien, bajando la prevalencia, no se logró avanzar en su erradicación. Recuerdo que se nos contaba el ejemplo de Australia, país que erradicó la enfermedad sin el Amitraz, lo hizo siendo prolijo en el manejo de la hacienda, con una buena legislación, bañando a los animales y cortando el ciclo del ácaro para evitar los contagios”, aseguró quien hoy forma parte de un equipo de trabajo que asesora establecimientos principalmente en la Buenos Aires, Córdoba, Santa Fe y La Pampa. Y refuerza: “Los casos de éxito demuestran que toda falla que tenemos es porque algo hicimos mal. Debemos encontrar los errores y corregirlos”.

Debate. Distintos referentes analizan la posibilidad de volver a los bañaderos inclusive en la zona central de nuestro país.

MOTIVAR: ¿Qué es lo que ustedes pueden ver en el campo en cuanto al tema?

Miguel Mejía: Digo que la sarna nunca se fue porque seguimos encontrando nichos donde está presente.
Pero claro, no se expresaba porque teníamos activa la lucha contra la mosca de los cuernos en verano con pourones o productos que, si bien no eliminaban al ácaro, disminuían notablemente su visión. Y en los inviernos ocurría algo similar con el uso de las lactonas macrocíclicas. “Lo que no veo, no existe” … y así fue como seguimos hasta el día de hoy.
Vemos que en los campos de cría e invernada hay sarna.
Este es un tema que al productor le preocupa; lo ve, pero repite el comportamiento de la década del ´80: cuando llama a los veterinarios ya es tarde.
Fuimos perdiendo contacto con la enfermedad. Deberíamos repasar los datos con los que Jorge Núñez graficaba que la presencia de sarna en feedlots, por ejemplo, era el equivalente a fundirse.

¿Y en los tambos qué está pasando?

Hace 8 años empezamos a ver sarna en los tambos y te diría que hoy en todos los que asesoramientos nos encontramos con algún grado de presencia del ácaro.
Este tema plantea un debate técnico interesante en cuanto a cuál es la estrategia a emplear frente a esto en la producción láctea, el cual se extiende a la actividad ganadera en general.

¿Vamos a cuidar las lactonas y usarlas inteligentemente, con protocolos dictados por expertos o indicaciones claras sobre cómo combinarlas con algún tipo de baño? ¿Se van a desarrollar productos pour-on para sarna sin residuos en leche? ¿Qué vamos a hacer?

Mucho se habla del tema en los feedlots ¿Cuál es ahí el problema? El problema es que en los encierres teníamos una herramienta fantástica como las lactonas macrocíclicas, con una efectividad notable contra sarna y que lo único que había que hacer era manejarla bien, respetando los tiempos de aislamiento para sarna. Pero no lo hicimos. Entiendo que es difícil. Sé que implica más trabajo, pero debemos ocuparnos seria y técnicamente de este tema. Hay que repasar el ciclo de la sarna, sobre el cual hay todavía muchos mitos. Debemos agarrar la información técnica, aplicar protocolos y hacer lo que hay que hacer.

¿Se puede revertir la problemática mejorando el manejo?

En los campos ganaderos que no tengan resistencia a las lactonas la clave está en cuidarlas como si fueran de oro, revisando quizás las dosis e intervalos.
Mientras que los que ya tienen la problemática en el lugar van a tener que sentarse con sus veterinarios a ver qué hacen: si quieren convivir con la sarna o si se deciden a erradicarla con otros métodos, o con combinación de cosas.
Más allá de esto, vale decir que personalmente he fracasado en la erradicación de la sarna en los 80 con todo método que no fuese el bañadero de inmersión; lógicamente hasta tanto llegaron las lactonas que hoy comienzan a fallar.

¿Qué futuro esperás para las ivermectinas a campo?

Las lactonas macrocíclicas son drogas que usándolas con lógica y en rotación con otras, siguen vigentes en el control de parásitos gastrointestinales, aun 19 años después de haberse reportado las primeras resistencias.
Las usamos en los campos y, de hecho, en algunos, hemos logrado revertir los niveles de resistencia a parámetros aceptables. Se puede.
Las cuidamos para que mantenga efectividad sobre todo contra Ostertagia, para lo cual es clave rotarlas con los otros dos grupos químicos, en ciertos momentos del año y no usándola al tacto a todas las vacas adulta del campo.
Destacamos también la rutina de hacer control post tratamiento (HPG). Tenemos que acostumbrarnos a usar las herramientas que tenemos para ver las cosas que no podemos ver a ojo.
No hay dudas que el primer perjudicado con la sarna en los campos es el productor. Lamentablemente creo que vamos a reaccionar nuevamente tarde.

Fallas en los tratamientos

Un trabajo publicado por el Centro de Investigación Veterinaria de Tandil, Buenos Aires (CIVETAN) en la edición de marzo de MOTIVAR describe por primera vez bajo condiciones de campo, la falla del tratamiento de la ivermectina contra el ácaro de sarna bovina en un sistema de engorde a corral. Similares fallas se observaron en ensayos posteriores realizados en bovinos afectados por sarna en sistemas pastoriles de producción de carne.
Para tener datos objetivos, el CIVETAN realizó un ensayo bajo condiciones experimentales estandarizadas, en un engorde a corral ubicado en el centro de la provincia de Buenos Aires, con antecedentes de problemas de sarna.
“En nuestro estudio la ivermectina falló en curar a los animales afectados”, explicaron. Y reforzaron: “Como consecuencia del uso desmedido de la ivermectina en el control de los nematodos gastrointestinales, es posible que se haya condicionado la aparición de cepas resistentes de ácaros de la sarna, de la misma manera que el uso frecuente para el control de garrapata habría condicionado un rápido desarrollo de resistencia por nematodes”.
Los interesados en el artículo completo generado por Lifschitz A, Fiel C, Steffan P, Cantón C, Muchiut S, Dominguez P, Lanusse C, Alvarez L. pueden solicitarlo vía redaccion@motivar.com.ar.

¿Cómo sigue el tema la industria?

Consultados por MOTIVAR, distintos responsables de las áreas técnico – comerciales de laboratorios veterinarios especializados en el tema confirmaron que las fallas de las ivermectinas ahora también en el control de la sarna ponen en duda futuras inversiones pensadas sobre la base de este principio activo.
Si bien también se destaca la participación que ha tenido últimamente la Doramectina en este tipo de tratamientos, desde la industria vislumbran que las futuras soluciones vendrán de la mano de tratamientos intermedios, combinando inyectables con baños por aspersión.
Más allá de esto y de los desafíos que siguen planteando la implementación de inyectables en los feedlots, los representantes de los laboratorios también están al tanto de los últimos resultados publicados por INTA Bariloche, por ejemplo, donde vienen demostrando una mayor eficacia de los tratamientos por inmersión frente al control parasitario, en pruebas que por ahora fueron realizadas solamente en ovinos. ¿Vuelven los bañaderos? ¿Mejora el manejo y se revierte la situación?

 

Feedlot. Los veterinarios enfrentan un duro desafío en el control de la sarna dentro de los sistemas.

Un trabajo argentino puso el foco en la necesidad de conocer una variedad de alertas como la mejor opción para seleccionar a las vacas que realmente están necesitando atención.

Dr. Eial Izak
Consultor en Mastitis y Calidad de Leche
eizak@fibertel.com.ar

Juntos. El presidente del Comité Científico, Morten Dam Rasmussen (Universidad de Aarhus, Dinamarca) y el argentino Eial Izak.

En la Sesión Oral de Ordeño Robótico que tuvo lugar en el marco de la 7° Conferencia de Mastitis de la Federación Internacional de Lechería presenté un trabajo con la colaboración de los médicos veterinarios Pablo Bergonzelli y Nahuel Corbalán: “Implementación de un árbol de decisiones para protocolos de tratamiento de mastitis en robots”. Vale decir que este evento se llevó adelante en Dinamarca, a mediados del pasado mes de mayo (Ver recuadro).
En ese marco, corresponde mencionar que los robots reportan un listado de vacas con alertas de mastitis.
Los sensores de mastitis incluyen: conductividad eléctrica, color de la leche, recuento individual de células somáticas, temperatura de la leche, producción de leche, intervalo entre ordeños, flujo de leche, etc.
La norma ISO 20.966 describe un estándar mínimo del 80% de sensibilidad (capacidad para detectar correctamente los cuartos con mastitis clínica) y 99% de especificidad (capacidad para detectar correctamente los cuartos sanos) para la detección de leche anormal.
Desde noviembre de 2018 a enero de 2019, seis robots Lely Astronaut A5 con 240 vacas en ordeño (cruza Holando x Montbeliarde) en un sistema pastoril en la provincia de Buenos Aires fueron incluidos en el estudio.
El objetivo fue implementar un árbol de decisiones para potenciales intervenciones en protocolos de tratamiento de mastitis en robots.
Las alertas de medición del sensor incluyeron: color (sangre, mastitis, calostro, leche anormal aguachenta), reducción de la producción de leche, desvío de la conductividad eléctrica (CE) y tiempo muerto de ordeño.
Vale decir que Van der Tol et al. (2013), reportaron para la combinación de estas variables un modelo que obtuvo una sensibilidad del 88,9% y una especificidad del 99,3%.
Existe un reporte de atenciones de salud que debe chequearse 2 veces al día y combina todos los sensores disponibles del robot para identificar a las vacas que necesitan atención. El mismo incluye calidad de leche, producción, actividad, alimentación, rumia, visitas al robot, etc.

Tabla N° 1. Resumen de patologías diagnosticadas por información de los sensores del robot y días de anticipación al diagnóstico sin sensores; y días en leche mínimos al diagnóstico por el robot.

Patología                                       Días de anticipación                                Días en leche mínimos al diagnóstico
Desplazamiento de abomaso             14                                                                          8
Mastitis                                                   14                                                                         3
Cojeras                                                       14                                                                      15
Cetosis subclínica                                 8                                                                           1
Endometritis severa                          11                                                                            28

Al combinar todos los reportes es el primero que hay que observar.

Si aparece un problema de calidad de leche se puede evaluar el reporte de salud de la ubre.
Trabajos en Holanda (Hogeveen et al., 2013) reportaron que chequeando todas las vacas con alertas de mastitis a través del despunte (detección de mastitis clínica) y el Test Mastitis California (TMC; detección de mastitis subclínica), detectaban un 74% de las mastitis clínicas que estaban asociadas con las alertas de mastitis del sensor de detección y que no eran diagnosticadas por los productores, debido a que utilizaban su propio criterio de selección de las vacas a chequear.
Esto muestra la adopción de sensores, es que tenemos la parametrización de nuestros sistemas como nunca antes.
Esta posibilidad permite que las mediciones interpretadas y aplicadas generen anticipación y mejora en el diagnóstico y tratamiento de las patologías.

Saber para prevenir

Bien por el contrario, la información no utilizada genera otro tipo de inconvenientes. King et al. (2018), demostraron que la información reportada por el robot se anticipó en 2 semanas al diagnóstico de desplazamiento de abomaso y mastitis a través de los siguientes parámetros: baja producción de leche, tiempo de rumia, frecuencia de ordeño, actividad y temperatura de la leche; comparada con las vacas sanas. Las vacas con desplazamiento de abomaso redujeron la ingesta de alimento.
Las vacas con mastitis redujeron la frecuencia de ordeño e incrementaron la conductividad eléctrica 8 y 12 días previos al diagnostico, respectivamente.
Las vacas con cetosis subclínica o nuevos casos de cojeras reportan reducción de la producción de leche, tiempo de rumia, temperatura de la leche, ingesta de alimento y frecuencia de ordeño (Ver Tabla N° 1).
El procedimiento propuesto apunta a que si aparece una combinación de alertas de leche sospechosa (CE, caída en producción de leche, color y ordeño fallido), la decisión es chequear la vaca a través del despunte y examen de la ubre para detectar mastitis clínica. Chequear también si hay grumos en el filtro.
Si la vaca presenta mastitis clínica, el tratamiento puede ser intramamario y/o parenteral combinado o no con AINEs (antiinflamatorios de síntesis no esteroide) o no tratar de acuerdo a la evaluación de la edad de la vaca, historia previa, patógeno, severidad, días en leche, etc. Si la vaca presenta la leche normal y el alerta persiste durante 2 o 3 días, la decisión es realizar el TMC para detectar mastitis subclínica (no antes de las 6 hs. post-ordeño).

La adopción de sensores permite que las mediciones generen anticipación y mejora tanto en el diagnóstico, como en el tratamiento de las patologías.

Si el resultado es positivo, la decisión es enviar una muestra de leche para bacteriología y antibiograma.
De acuerdo con los resultados de laboratorio, el tratamiento asignado para mastitis clínica fue una combinación de Penetamato yodhidrato parenteral y meloxicam. McDougall et al. (2009), demostraron para esta terapia combinada (Antibiótico + AINEs) una reducción significativa en el recuento individual de células somáticas y un 42% de reducción en el descarte de vacas, comparado con el tratamiento antibiótico solamente. Se deben agregar además otros beneficios como el bienestar animal (reducción del dolor) y la mejora en la fertilidad (reducción de días al primer servicio, servicios/concepción y promedio de días abiertos).
En los casos de infecciones subclínicas por Staphylococcus aureus, el tratamiento se realiza con Penetamato yodhidrato parenteral solamente en vaquillonas y vacas de segunda lactancia (no infectadas al secado) y en los primeros 100 días de lactancia. Si bien no tenemos la detección visual primaria con el despunte y examen de la ubre como en el sistema convencional, los sensores tienen la ventaja que dan múltiples mediciones diariamente.
Es importante la interpretación de los mismos y la toma de decisiones.
En tambos con buena sanidad de ubres se logra el objetivo de incidencia mensual de mastitis clínica de 2 a 3 casos/100 vacas en ordeño/mes.
Por lo tanto, la cantidad de vacas a chequear por alertas de sensores es muy baja.
A modo de ejemplo, un tambo con 400 vacas en ordeño tendría que chequear entre 8 a 12 vacas mensuales.

Conclusiones

Es importante que los productores conozcan el significado de las alertas. El chequeo de alertas basadas en una sola variable (ej. CE), podría resultar en falsos positivos y no detectar casos realmente positivos.
El uso de combinación de alertas que incluyan variables como color (sangre, mastitis, calostro, leche anormal aguachenta), reducción de la producción de leche, desvío de la conductividad eléctrica (CE) y ordeño fallido es la mejor manera para seleccionar vacas que necesitan atención. La incorporación del historial de mastitis de la vaca y cuartos mejora la performance de los sensores de mastitis.

¿Qué otros temas se tocaron en Dinamarca?

Tal como se destaca en el sitio oficial www.idfmastitis2019.com, más de 360 expertos mundiales en salud mamaria de 25 países se reunieron en Copenhague los días 15 y 16 de mayo para discutir soluciones para la prevención y el control de la mastitis, destacando las últimas investigaciones en salud de las ubres.
En la inauguración, los organizadores destacaron la necesidad de fomentar investigación y desarrollo continuos en relación con la mastitis para garantizar una producción sostenible de productos lácteos.
Por ejemplo, en su conferencia, Henk Hogeveen (Universidad de Wageningen) presentó una visión general de los muchos costos de la mastitis y demostró que, igual que con cualquier otra estrategia de control de enfermedades, el costo es sólo un aspecto que tiene que conectar con la mentalidad del agricultor y su personal.
Un total de 9 conferencias clave sobre temas que van desde el diagnóstico y las máquinas de ordeño hasta la gestión y el apoyo a las decisiones fueron entregados también por expertos en estas áreas.

Tras aprobar el registro de su vacuna Biotech Vac Salmonella en Brasil, Vetanco toma impulso y se prepara para presentar nuevas soluciones no solo en Argentina, sino también en distintos países del mundo.

Luciano Aba
@aba_luciano
luciano@motivar.com.ar

Jorge Winokur. “Los rubros de aves y cerdos ocupan una parte importante de nuestros resultados”.

Después de un tiempo sin visitar su planta ubicada en el Gran Buenos Aires, el equipo de MOTIVAR llegó a Vetanco con el objetivo de entrevistar a su presidente, Jorge Winokur, algunos días después de que la firma nacional aprobara ante el servicio sanitario brasilero el registro de Biotech Vac Salmonella. “Hace años que estamos en Brasil trabajando con el MAPA, realizando pruebas, demostrando la eficacia de esta vacuna inactivada, de administración oral, que provee protección contra los serotipos de Salmonella de impacto en la seguridad alimentaria”, le explicó Jorge Winokur a MOTIVAR.
Y completó: “Brasil es un gran exportador de alimentos hacia al mundo y eso lo hace el destino natural de una tecnología orientada 100% a la seguridad alimentaria”.
Ahora bien, detengámonos unos minutos en este hito. Vetanco hace más de 10 años que trabaja en el desarrollo de esta innovación con recursos invertidos en distintas partes del mundo. “Un hecho trascendental para lograr los resultados actuales fue cuando en 2011 tomamos la decisión de contratar y trae a vivir a nuestro país a Sherry Layton, PhD de la universidad de Arkansas en Estados Unidos y ex FDA, junto a quien iniciamos los registros de Biotech Vac Salmonella, no solo en Brasil, sino también en Argentina, Uruguay, Bolivia, Panamá, México y hoy ya en estados unidos, a través de nuestra empresa Vetanco USA, Inc. de reciente creación”, repasa Jorge Winokur.
Este acuerdo ha avanzado en el tiempo y hoy se encuentra en una nueva etapa, planteando ya el regreso de Layton a Estados Unidos, donde seguirá trabajando en Vetanco en el registro de la línea de vacunas Biotech Vac.
“Nuestro laboratorio de desarrollo es hoy un espacio rentado en la Universidad de Georgia, a la espera de avanzar en las nuevas instalaciones donde produciremos el producto, dado que allí no se admite la comercialización de biológicos provenientes de países con el status de libre de aftosa con que cuenta Argentina”, aseguró nuestro entrevistado para luego profundizar en los pasos a seguir: “También avanzaremos en asociarnos a un partner que no solamente nos permita cubrir ese gran mercado, sino también que sirva como plataforma exportadora para el circuito no aftósico”. Esto no hace más que reforzar el posicionamiento de Vetanco en un mercado internacional de soluciones para la salud animal del cual participa desde hace más de 30 años.

MOTIVAR: ¿En qué otros nuevos desarrollos están trabajando?

Jorge Winokur: Tenemos distintos productos innovadores a la espera de salir al mercado. Por ejemplo, en el área de fitobióticos y control de las enfermedades de los bovinos apoyando el uso racional de antibióticos estamos trabajando en desarrollos de la mano de Dr. Bata, firma húngara con la cual nos asociamos hace ya un tiempo. Hablamos de un segmento donde hoy solo existen reguladores y estabilizadores del aparato digestivo o la flora intestinal, mientras que nuestra propuesta apunta a tecnologías específicas en el control de las enfermedades. Son soluciones cuya actividad se mide de la misma manera que un fármaco veterinario.
Estos productos ya se están registrando en Argentina, Brasil y el resto de América Latina, sirviendo sin dudas a la estrategia de colaborar con la extensión de la eficacia de los antimicrobianos, mediante alternancia o descanso, que les permita volver a involucrarse en planes sanitarios de manera racional y basada científicamente. Hemos comprobado tanto en porcinos como en aves, que los antibióticos pueden volver a tener su eficacia, revirtiendo la selección de resistentes que el mal uso de los mismos acarrea.

¿Es una tendencia la administración de estas soluciones por vía del alimento? ¿Sustituyen o complementan al producto veterinario en su forma convencional?

Los tratamientos vía alimento facilitan la producción en gran escala. ¿Sustituyen o complementan? Si uno piensa en un plan sanitario racional, la competencia no existe porque hay diversos tratamientos que solo pueden ser aplicados de manera individual, como las vacunas o los antiparasitarios, por ejemplo.
En nuestro caso, Vetanco lleva más de 30 años trabajando con los dos tipos de líneas y nunca esto ha representado una fase conflictiva. Ni en lo clínico, ni en lo comercial.
Son posicionamientos distintos en el portafolio del veterinario responsable.

¿Cuál es la actualidad de Vetanco?

Es un laboratorio que ofrece soluciones a la producción animal intensiva. Internacional y nacionalmente, los rubros de aves y cerdos ocupan una parte importante de nuestros resultados, complementando con nuestra línea para los bovinos en la cual se han comenzado a sumar (y lo seguirán haciendo) productos diferenciales. En todos los casos, la estrategia es la misma: trabajar cerca de los veterinarios que recomiendan este tipo de herramientas en la clínica diaria.

“Vetanco está preparado para iniciar su segundo ciclo de crecimiento exponencial, similar al que vivimos entre 2004 y 2010”.

En Vetanco trabajamos 220 personas solo en Argentina, cifra que supera los 300 colaboradores si sumamos las filiales de Brasil, México, Colombia y Uruguay. Si le sumamos las empresas del grupo focalizadas en investigación y desarrollo, como Bioinnovo, BVScience y Vetanco USA, Inc. con los empleados directos e indirectos, somos muchos mas aún.

¿Y el mercado interno? ¿Qué evaluación puede realizar?

En los últimos tres años, nuestro crecimiento a nivel local ha sido conservador. Evaluando las condiciones macroeconómicas internas se ha decidido priorizar la seguridad crediticia, y controlar los plazos volcados al mercado. Con lo positivo y lo negativo que ello significa. Corporativamente, nuestra estructura no nos permite extender el financiamiento comercial más allá de ciertos límites.
Nuestros recursos van a la financiación de nuevos proyectos, ampliaciones productivas y apertura de nuevas subsidiarias el exterior.
Más allá de esto y específicamente en el rubro ganadero notamos un comienzo de reordenamiento de la cadena comercial, destacándose un cada vez mejor comportamiento entre los competidores.
Estamos trabajando hacia un objetivo concreto: seguir generando innovaciones. Sabemos que, sin nuevos productos, todo se comoditiza. Vetanco está preparado para iniciar su segundo ciclo de crecimiento exponencial, similar al que vivimos entre 2004 y 2010, gracias a la madurez y solides de no solo de nuestras estructuras internas, sino también en cuanto a la calidad de los porfolios en sí mismos y el control de la comercialización en casi todos los mercados relevantes de Latinoamérica con sociedades y equipos propios.
En ese contexto, Estamos trabajando fuertemente sobre los estratos gerenciales, promoviendo y preparando a los próximos gerentes y directores de Vetanco. Es una gran satisfacción ver que la sustentabilidad a largo plazo del proyecto Vetanco es una realidad. Estamos preparados para afrontar los desafíos que se vienen.