Home2017diciembre

Se procedió a la inmediata interdicción del predio y se iniciaron las acciones sanitarias estipuladas.

Profesionales y técnicos del Servicio Nacional de Sanidad y Calidad Agroalimentaria (Senasa) trabajan en las respectivas acciones sanitarias luego de una denuncia de un caso positivo a anemia infecciosa (AIE) en un equino del Jockey Club Río Cuarto.
Recibida la denuncia, el pasado 28 de noviembre, agentes del Centro Regional Córdoba del Senasa procedieron a la inmediata interdicción del predio donde se encontraba el animal; además de constatar el sacrificio del animal según lo estipula la Resolución N°617/2015 de la ex Secretaría de Agricultura, Ganadería, Pesca y Alimentos de la Nación.
Entre las acciones sanitarias establecidas se encuentran la imposibilidad de mover los equinos del predio así como el saneamiento del mismo, el cual incluye el muestreo de la totalidad de los animales.
Se recuerda que todas las medidas preventivas y de control que se aplican para esta enfermedad se concentran en la detección de equinos portadores mediante el test diagnóstico de Coggins y la posterior eliminación de los mismos mediante sacrificio o envío a faena.

El Senasa recomienda al propietario o tenedor de equinos que realice periódicamente (al menos dos veces al año) la prueba de laboratorio para la detección de equinos enfermos, además de que no comparta entre caballos elementos que puedan transmitir la enfermedad, no ingrese equinos a su establecimiento si no presenta un certificado diagnóstico negativo de AIE, el cual tiene una vigencia de 60 días, y que en lo posible, separe los equinos por una distancia mayor a los 100 metros de aquellos que tengan condición sanitaria desconocida.
La prevención es clave para evitar la transmisión de esta enfermedad, por eso durante este año el Senasa ha lanzado la campaña de comunicación “Tomemos las riendas”, destinada a informar a productores y tenedores sobre pautas y recomendaciones para prevenir la anemia infecciosa equina y preservar el estatus sanitario alcanzado por la región Patagónica como zona libre de esta enfermedad.
El virus de AIE se transmite a través de la picadura de distintos tipos de tábanos portadores y también por el empleo de objetos cortopunzantes que contengan sangre infectada. Son medidas efectivas para la prevención: utilizar agujas y jeringas descartables, insecticidas para el control del tábano y la desinfección de elementos de montar que puedan contener sangre.

La compañía confirma su salida de la actividad tras el repliegue que mostró en los últimos años. Se dedicará a la ganadería, para proveer a su frigorífico

Cresud rematará hoy sus últimas 700 vacas holando en Chivilcoy. El acto será en la Sociedad Rural de dicha localidad bonaerense, a martillo corrido y estará a cargo de Sáenz Valiente, Bullrich y Cía. Marcará el final del actual negocio lechero de la compañía, la discontinuidad de un segmento que ya en los últimos años mostraba pocas perspectivas de supervivencia.

Así, por lo menos, lo marcan los números. En los tres primeros meses del ejercicio fiscal 2018 (julio, agosto y septiembre de 2017) su producción de leche alcanzó unos 2,693 millones de litros, un 34% menos que el mismo período pero del ejercicio anterior, cuando había producido unos 4,078 millones, según los datos del último balance presentado.

En paralelo, el volumen de ventas había declinado de 3,9 millones de litros a 2,7 millones, en el mismo lapso, mientras que la superficie de explotación del tambo pasó de 2273 hectáreas al 30 de septiembre de 2016 a unas 240 hectáreas un año después. En ese período, las vacas de ordeñe promedio diarias se redujeron de 1777 a 1083.

La baja rentabilidad del negocio, afectado por el alza de costos operativos y la competencia “en negro” que abunda en el sector, serían los principales motivos de la discontinuidad del negocio. Ese panorama se reflejó en el Anuncio de Resultados de septiembre de este año, cuando la compañía indicó que se pasó de una pérdida de $ 4,6 millones en el año fiscal 2016 a una pérdida de $ 7,1 millones en 2017. “Esto se debe principalmente a una menor producción producto de venta selectiva de vacas en ordeñe y mayores costos”, informó.

El plantel vacuno se fue depurando en los últimos meses en distintos remates como el ocurrido el 20 de octubre (se remataron alrededor de 1000 vacas, entre ellas vacas en ordeñe frescas, de alta producción, vaquillonas y terneras), y el que se realizará hoy. Según confirmaron fuentes del mercado, el predio del tambo “El Tigre” de Trenel, en la provincia de La Pampa será utilizado a partir de ahora para el negocio ganadero, específicamente para engorde a corral y para proveer de mercadería al frigorífico Carnes Pampeanas, que la compañía posee en Santa Rosa. De hecho, el mismo personal del tambo se estaría relocalizando en actividades de engorde y ganaderas.

El establecimiento de la compañía gestionada por la familia Elsztain históricamente vendió su producción de leche a Mastellone Hnos. Las ventas a esa industria ascendieron a $ 66 millones en el ejercicio finalizado en junio de 2017, casi el mismo nivel de ventas que en el ejercicio anterior ($ 65 millones) pero menor al del 2015 ($ 72 millones). Representó apenas el 2% de los ingresos consolidados agropecuarios del grupo.

En el caso del negocio ganadero, la expectativa es la opuesta. La compañía inició la campaña pasada esa actividad en Brasil, que se suma a la de Argentina y Paraguay. “Se ha incrementado la superficie bajo explotación ganadera, principalmente como consecuencia del incremento de hectáreas en Brasil destinadas a la actividad (unas 11.208 ha), compensado por una disminución de las hectáreas de campos arrendados a terceros”, se afirma en el balance.

En el último ejercicio, el frigorífico incrementó su promedio de faena casi un 10%, hasta las 6960 cabezas mensuales. “Las ventas se vieron incrementadas en torno al 37%, por mayores ventas en el mercado externo e interno”, destacó la compañía. Sin embargo, los resultados evidenciaron una pérdida de

$ 132,5 millones. “Confiamos en poder tener una buena recuperación a futuro dadas las medidas que está tomando el nuevo gobierno, que apuntan a incrementar la oferta futura de hacienda y promover las exportaciones”, proyectó.

Fuente: El Cronista

La compañía del banquero Jorge Brito obtuvo una ganancia de $ 102,4 millones durante el ejercicio finalizado el 30 de septiembre de este año, casi un 90% más que lo obtenido en el ejercicio anterior, cuando había logrado una ganancia de $ 54,5 millones.

Es el segundo período consecutivo que el emprendimiento ganadero del banquero Jorge Brito, dueño del Banco Macro, obtiene balances positivos, tras tres períodos de pérdidas (del 2013 al 2015). El resultado del período antes de impuestos se elevó a $ 153,8 millones, con un resultado operativo de $ 276 millones.

El banquero, que en estos momentos se encuentra en la mira de la justicia por su presunta participación en el caso Ciccone, puede mostrar que en el negocio ganadero los números le sonríen. Según los datos presentados ante la Comisión Nacional de Valores (CNV), la sociedad incrementó su stock de cabezas hasta las 95.636 desde unas 80.890 cabezas que tenía en el ejercicio anterior. Es decir, fortaleció su rodeo en un 18%. Al cuarto trimestre ese stock se distribuye entre el stock de cría (20.776 cabezas), stock de invernada (74.502) y Cabaña (358).

El buen rendimiento, que se reflejó también en una mayor entrega a su controlado Frigorífico Bermejo (71.997 cabezas contra 63.233 del ejercicio anterior), se enmarca en un contexto donde la producción de carne en el país aumentó un 5% con respecto al año anterior. En el caso del frigorífico, se especifica que la planta faenó en los primeros nueve meses del año unas 77.125 cabezas, un 19% más respecto a igual período del 2016. “La sociedad mantiene su convicción en el plan estratégico de su negocio, y confía plenamente que el marco de integración vertical de su actividad le facilitará aprovechar los efectos favorables del ciclo ganadero cuya primera evidencia es la readecuación de los precios en toda la cadena ganadera y la firmeza de los precios internos e internacionales”, afirmó.

Por el lado de su negocio agrícola también está en expansión. En la campaña 2016/2017 sembró 829 hectáreas con sorgo, 7597 hectáreas de maíz tropical y 3276 hectáreas de soja, para un total de 11.702 hectáreas sembradas, algo más que las 11.152 hectáreas de la campaña anterior. Para el próximo ciclo (2017/2018) prevé sembrar 8200 hectáreas de maíz, 650 hectáreas de sorgo y 3500 hectáreas de soja.

En el último ejercicio también se aclara que se emitieron Obligaciones Negociables (ON Clase 6) por $ 400 millones y que dicho monto se destinó para financiar proyectos productivos de economía regional a través de inversiones en activos físicos, y “la integración de capital de trabajo en el país”.

Fuente: El Cronista

“El binomio peligro y riesgo, y su control en las actividades alimentarias”, fue el eje central de la actividad organizada por el Consejo Veterinario local.

DE LA REDACCION DE MOTIVAR
redaccion@motivar.com.ar

Capacitación. Se trataron aspectos ligados a la obtención de alimentos inocuos y seguros.

Capacitación. Se trataron aspectos ligados a la obtención de alimentos inocuos y seguros.

El Consejo Veterinario del Chaco organizó el primer taller sobre Inocuidad alimentaria en la provincia. Vale decir que las jornadas bromatológicas fueron denominadas “Chaco, el binomio peligro y riesgo y su control en las actividades alimentarias” y estuvieron organizadas por el Consejo Veterinario del Chaco, con la colaboración del Ministerio de la Producción.
También contó con el auspicio del Ministerio de Salud, el Senasa, la Municipalidad de Resistencia y el Colegio de Bioquímicos de la provincia.
Las palabras de apertura estuvieron a cargo del Subsecretario de Ganadería Rodolfo Casaccia; la directora de Bromatología provincial, Rosa Navarro y el presidente del Consejo Veterinario local, Sebastián Robledo.
Técnicas de evaluación
La disertación estuvo a cargo del experto Hugo Palópoli, especialista destacado a nivel nacional e internacional en materia de seguridad alimentaria. “Se han tratado aspectos relacionados a la obtención de alimentos inocuos y seguros, de consumo humano”, explicó Sebastián Robledo en relación al taller destinado a profesionales públicos y privados que se desempeñen en áreas bromatológicas. Y completó: “Se abordó, en forma práctica, la utilización de las herramientas y técnicas de evaluación y control de los peligros en establecimientos alimentarios y el marco en el que se desempeñan”.
Con esta iniciativa, las organizaciones involucradas en la organización pretenden que el asistente adquiera la práctica necesaria para realizar la evaluación del marco de riesgo de las actividades y los diferentes escenarios a los que se debe enfrentar y de los cuales debe proteger a los consumidores.
Estas actividades se desarrollan en el marco de un programa de trabajo conjunto entre el Consejo Veterinario del Chaco y diversos entes públicos; haciendo especial énfasis en los municipios de la provincia.
“En la actualidad se están firmando convenios de colaboración con diferentes municipios, especialmente en temas como Bromatología, Zoonosis, bienestar animal y especialmente el control y lucha contra la venta de productos veterinarios sin asesor técnico”, detalló Robledo.

“Lo que con mucho trabajo se adquiere, más se ama, puesto que trabajar es descubrir lo que uno tiene dentro”, destaca un mensaje de los empleados de la firma Villa Nueva SA, señera en el segmento ganadero argentino, en referencia al fallecimiento de la conocida popularmente como “Chiquita”, líder de la empresa.

El mensaje a través de las redes sociales agregó: “Gracias Sra. Chiquita por todos estos años de esfuerzo y dedicación a esta gran familia”. De esta manera el personal de Villa Nueva SA acompañó en el sentimiento a toda la familia Destéfanis en este difícil momento.

En el portal de Internet de la compañía que tiene su base en Villa María, provincia de Córdoba y sucursales en todo el país se destaca que “en un país con extensas pampas, donde la exportación de alimentos siempre fue el pilar de su economía, hubo un hombre con visión de futuro que supo hacia dónde dirigir sus esfuerzos. Fue don Raúl Destéfanis padre, quien en 1964 tomó las riendas de una empresa dedicada a la fabricación de herramientas e instrumentos para el manejo y el cuidado del ganado vacuno, bajo el nombre de Industria Mecánica Argentina. Veinte años después, Industria Mecánica Argentina se convirtió en Villa Nueva SA como resultado de una fuerte apuesta al futuro”. En el tránsito de ese taller de la década del `60 a esta pujante empresa de hoy “Chiquita” se convirtió en un pilar y manejó con “rienda corta” buena parte del crecimiento de la compañía.

Fuente: TodoAgro

 

En el marco de su Programa de Fidelización, el laboratorio anunció la realización de su tradicional fiesta el 9 de diciembre.

La Gran Fiesta de Zoovet ya tiene fecha: se realizará el 9 de diciembre en la ciudad de Santa Fe y de ella participarán clientes de todo el país.
El fin de semana comenzará con una visita guiada a la planta, ubicada a la vera de la Laguna Setúbal.
La fiesta se desarrollará en Salones del Puerto (Dique 2 del puerto de la ciudad de Santa Fe).
Esa noche tendrá muchas sorpresas: en primer una gran pantalla LED para proyectar videos y los sorteos de 19 TV LED LG (9 de 32’’ y 10 de 43’’) y el gran premio de la noche una camioneta Jeep Renegade.
La conducción será de Alejandra Maglietti y el cómico Alejandro Lafuente. A su vez, se contará con la presencia de Los Palmeras con su clásico show acompañado de bailarinas profesionales y, del Dr. Romero, figura exclusiva de Zoovet en el mercado de pequeños animales, junto al producto Pets Protector.